Tony Parker: “Los Spurs me ofrecieron el mismo dinero que los Hornets”

La salida de Tony Paker de los por primera vez en sus 18 años de carrera ha sido sin duda uno de los movimientos del verano. Aunque a nivel deportivo está lejos de tener el peso de otros, para muchos aficionados será difícil acostumbrase a ver jugar al francés con una camiseta que no sea la de San Antonio. Ya superado el shock inicial, el base galo ha querido explicar los motivos de esta decisión en una entrevista para L’Expresso, haciendo especial hincapié en que no tuvo nada que ver con la cifra económica.

“Los Spurs me ofrecieron el mismo dinero que Charlotte, pero fue una cuestión de rol” afirmó. Cabe recordar que el contrato que firmó es 10 millones a recibir en dos años. “Es importante que la gente sepa esto, porque hay muchas personas enfadadas con los Spurs porque creen que la franquicia no me había ofrecido nada. Sí lo hicieron, pero yo no quería acabar como entrenador asistente y ese fue el rol que me ofrecieron. Yo quería jugar”.

No termina de quedar claro si San Antonio realmente ofreció a Parker un puesto en el banquillo o si, al hablar de “entrenador asistente”, el francés se refiere a un rol enfocado a ser mentor de los jugadores más jóvenes. No obstante, lo que sí es evidente es que su presencia en pista con los Spurs sería, en el mejor de los casos, muy reducida. En los , como suplente de Kemba Walker, buscará minutos para seguir demostrando por qué es una leyenda de San Antonio y del baloncesto en general.

Michael Jordan, un incentivo demasiado grande

Al margen del rol, Parker reconoció también a Michael Jordan como uno de los factores clave a la hora de decantarse por la franquicia de Charlotte: “Cuando recibí la llamada de Michael Jordan, mi ídolo, fue cuando decidí irme. Jugar en su equipo es algo especial para mí, porque fue él quien me hizo querer jugar a baloncesto. Sería como cerrar el ciclo” concluyó.

El año pasado, disputó 19,5 minutos por partido, la cifra más baja de su carrera en este aspecto. En ellos, promedió 7,7 puntos, 3,5 asistencias y 1,7 rebotes, números que son también peores que los de cualquiera de sus otras temporadas.