Ty Lawson se siente olvidado

Cómo ha cambiado la historia para en sólo un año. Si por los albores de 2015 estaba considerado uno de los mejores bases de la liga -había hasta quien apuntaba a que podía ser All-Star- ahora, acabando julio de 2016, nadie se ha acercado para hacerle una oferta desde que se abrió la agencia libre, y no será por falta de dinero.

Problemas extradeportivos, casi siempre relacionados con el alcohol (estuvo en rehabilitación durante 2015), han hecho que llegue el momento en el que Lawson -aún agente libre- se sienta olvidado por los equipos. “Llegados a este punto, no voy a decir que alguien se puede hacer con mis servicios por menos dinero, pero tengo claro que van a llamarme intentando convencerme con menos de lo que creo que valgo. Me siento como si me hubieran pasado por alto en la agencia libre”, señala en declaraciones recogidas por The Undefeated.

Analizando un poco cómo ha llegado a esta situación, Lawson cree que los medios exageraron sus circunstancias dando una imagen equivocada de su persona hasta el punto de que los equipos sean tan reticentes.

“Todo llegó a los medios porque bebí y conduje. Pero no soy esa persona que todos piensan que está borracha todo el día. Quedo con mis amigos y salimos, pero no me emborracho antes de empezar un entrenamiento. Creo que se ha producido un gran malentendido alrededor de lo que la gente piensa”.

Sea como fuere, lo cierto es que su rendimiento en la cancha durante el curso 2015-16 -primero en y después en - estuvo muy lejos de lo que había ofrecido durante seis años en los . Sobre ello, Lawson explica que no es fácil jugar cuando todos te miran con lupa.

“Me enviaron al banquillo y tampoco jugaba muchos minutos. Todo lo que hacía se miraba bajo microscopio. No podía jugar con libertad porque sentía que si fallaba un tiro me iba fuera. Tenía constantemente unos ojos vigilándome por la espalda”.

Confía en volver

Aunque se siente dolido por la situación a la que ha llegado, cree que sin duda está a tiempo de recuperar su mejor versión. “Todo se trata de tener confianza. La última temporada no estaba seguro ni de qué jugador era. Jugaba asustado. Así que me senté, me miré al espejo, vi vídeos mios en Youtube, y me di cuenta de que sigo siendo ese jugador. Sólo tengo que confiar en mi juego”.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a nuestros artículos especiales y el podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.


Anterior

Juancho Hernangómez, cerca de quedarse en Denver

Brasil, con cinco NBA a los Juegos de Río

Siguiente