Un triple en el último segundo de Jeff Green le da la victoria a Boston frente a Miami

110 – 111



Era el único resquicio por el que podía lograrlo, y ahí fue . Cuando restaban 0,6 segundos para finalizar el choque y yendo dos tantos abajo, el jugador de los Celtics recibió el balón en una de las esquinas y realizó un tiro en suspensión que le daría la victoria a su equipo en Miami.

Tengo confianza en cada lanzamiento que tengo“, relataba un exultante Green. “Cuando salió [de mi mano], tenía un buen presentimiento de que entraría. Nuestro equipo ha hecho grandes jugadas en la recta final, que es lo que se necesita para ganar partidos”.

El lanzamiento tuvo que ser revisado en vídeo para comprobar que entraba del tiempo, y los árbitros corroboraron la legalidad de la jugada. “Me alegro de que todavía quedara tiempo en el reloj. Fue una gran jugada de Jeff Green, pero tuvo la suerte de poder hacer un disparo justo en ese momento”, agregaba su entrenador Brad Stevens.

Green acabó el encuentro con 24 puntos y un 5 de 8 en triples. Estuvo bien secundado por Avery Bradley, con 17 tantos, y por Jordan Crawford, con otros 15.

lideró como casi siempre a Miami con 25 puntos y 10 asistencias, mientras que terminó con 20 tantos, por los 18 de Dwyane Wade.

James, que tenía dudas sobre si jugar este encuentro debido a problemas en la espalda, convirtió dos tiros libres a falta de 3,6 segundos. “No estoy al 100%. La espalda no está como yo quisiera que estuviera. Pero todavía puedo ser eficaz. Estoy triste por esta noche. No hice suficientes jugadas como para ayudar a ganar”, agregó el alero de los Heat.

Estadísticas obtenidas de ESPN Stats, Elias Sports Bureau, Basketball Reference y NBA.com