Joakim Noah jugará en los Grizzlies por el mínimo de veterano

y los Memphis han llegado a un acuerdo recientemente para que el veterano pívot juegue en el conjunto que entrena J.B. Bickerstaff lo que resta de la presente temporada, como pudo hacerse eco el periodista Shams Charania (The Athletic).

Noah viajará este domingo a Memphis, firmará de manera oficial su contrato la próxima semana y estará ligado a los Grizzlies por el mínimo de veterano, cifrado en alrededor de 2,4 millones de dólares.

El pívot de origen francés vuelve de esa manera a la NBA después de que los Knicks cortasen su contrato hace algunas semanas y quedase libre para recalar en cualquier conjunto de la liga.

Pívot de rotación

Memphis marcha muy bien en el Oeste, con un notable balance de 12-8, algo empeorado con las tres derrotas seguidas que ha cosechado. La idea de los Grizzlies es que el experimentado pívot se convierta en una pieza de rotación para el juego.

A sus 33 años, la pasada temporada Noah pudo disputar solo siete encuentros con su equipo (algo más de 30 minutos en total) de entonces, New York, además de uno en la G League. Totalmente fuera de los planes deportivos del conjunto de la Gran Manzana, fue apartado de la franquicia desde enero de 2018 por diferencias con el entonces técnico de New York, Jeff Hornacek.

Noah había llegado a la Gran Manzana en julio de 2016 con un acuerdo de cuatro temporadas y 72 millones de dólares. Su paso por los Knicks fue un fiasco, ciertamente mermado por las lesiones, pero en Memphis confían en que se parezca en algo a ese perfil de jugador que brilló en los Bulls, que fue dos veces All-Star y una vez Jugador Defensivo del Año. Noah promedia en 625 partidos de la NBA, repartidos solo entre Chicago y New York, 8,9 puntos, 9,3 rebotes, 2,9 asistencias y 1,3 tapones en 28,6 minutos por choque.

Cobrando de los Knicks

El pasado mes de septiembre se resolvía su salida New York mediante el despido y estiramiento de su salario. A Noah le aplicaron los Knicks la Stretch Provision para alargar el pago de parte del salario pendiente. El interior tenía por cobrar todavía 37,82 millones en total para la 2018-19 y la 2019-20, aunque esta fórmula solamente se pudo aplicar para la nómina de la 2019-20. Y es que al haberse producido el despido después del 31 de agosto, las normas de la NBA establecen que el salario del curso vigente, en este caso el 2018-19, sea abonado íntegramente durante esa temporada. Es decir, los 18,53 millones del francés con vistas a este curso los percibe como si de un jugador más de los Knicks se tratara. Luego, lo pendiente de la 2019-20, 19,29 millones de dólares, se pagará en tres cursos, a razón de 6,43 millones cada uno: 2019-20, 2020-21 y 2021-22.

(Foto de portada: Jonathan Daniel/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Magic sigue firme en su idea: rebajar la carga de trabajo de LeBron

¿Kevin Durant, (potencial) mejor ‘two-way player’ de la Liga?

Siguiente