Las extensiones de Wiggins y Poole no sentaron bien en el vestuario de Golden State

Según ha podido informar la periodista Ramona Shelburne del medio ESPN, las respectivas extensiones de Jordan Poole y Andrew Wiggins no sentaron demasiado bien en el vestuario de Golden State Warriors, y concretamente en los jugadores Draymond Green y Klay Thompson.

Resulta que Green, tal como ha reconocido en su podcast, pudo marcharse a los Memphis Grizzlies, pero tuvo que ser el propietario de los Warriors quien tuviera que convencerlo para dar marcha atrás.

Y respecto a Klay, todos sabemos cómo ha terminado su idilio con la franquicia, poniendo fin este verano a una relación de 13 años después de comprometerse con los Mavs para las próximas tres campañas, ya que como él mismo ha comentado, «necesitaba un cambio de aires».

Cabe recordar que el 16 de octubre de 2022 saltaba la noticia de ambas renovaciones:

  • Wiggins pactaba una renovación por 4 años y 109 millones de dólares.
  • Por su parte, Jordan Poole firmaba otros 4 años y 140 millones.

Poole ya no está en el equipo, ya que terminaron por arrepentirse de su nuevo contrato y lo mandaron a Washington a cambio de CP3, y el canadiense está con pie y medio fuera de la franquicia; sin embargo, todavía no han logrado encontrarle nuevo destino.

El verano de los Warriors podríamos afirmar que no les ha ido mal, con las adiciones de De’Anthony Melton, Kyle Anderson, y más recientemente la del tirador Buddy Hield mediante un sign a trade a convenir con los Sixers.

(Fotografía de portada: Ezra Shaw/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.