Los Phoenix Suns despiden a Igor Kokoskov

Según ha adelantado hace unos minutos Adrian Wojnarowski, para ESPN, los han despedido al su entrenador tras solo una temporada en el cargo. Phoenix trajo al preparador para la 2018-19, en sustitución de Jay Triano, que se ha saldado con un balance de 19-63, lo que ha convertido a los Suns en el peor plantel del Oeste. Sin embargo, a pesar de los resultados, en una franquicia que está trabajando con los jóvenes y en plena reconstrucción, la idea de la entidad de Arziona, como señala Woj, era darle un segundo año a Kokoskov, contentos los rectores por cómo habían ido las cosas, sobre todo en el último tramo del curso.

Ahora,  Kokokov es víctima sin embargo de los vaivenes de unos Suns que han tenido tres entrenadores desde octubre de 2017 y cinco desde 2016 para un equipo que no pisa los playoffs desde 2010y que no ha ganado más de 24 partidos en ninguno de los últimos cuatro cursos. Earl Watson, el preparador que precisamente fue despedido a inicios de ese otoño después de solamente cuatro partidos, expresó su incredulidad ante el movimiento de Kokoskov con un claro “¿Qué?”

Monty Williams, en la terna de sustitutos

Kokoskov, campeón de Europa con Eslovenia en septiembre de 2017, ganador del anillo en 2004 como asistente de los Pistons y primer nativo europeo en ser entrenador jefe de un plantel de la NBA, podría ser sustituido por alguien que espera volver a la primera línea de los banquillos. Se trata de Monty Williams, señala Wojnarowski. El ahora asistente de los 76ers y otrora técnico de NOLA, no solo tiene a Phoenix como potencial trabajo futuro, ya que los lo mantienen en su lista de posibles.

(Fotografía de portada: Chris Gardner/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

El futuro de los Pacers en cuatro preguntas

Los orgullosos Jazz evitan la barrida ante los Rockets

Siguiente