Thibodeau no interesa a los Knicks


Los New York Knicks no caminan mucho mejor tras la salida de Derek Fisher. Desde que despidieron a éste y optaron por su segundo, a la parroquia knickerbocker le toca resignarse a un balance negativo de 8-16. Y este cúmulo de derrotas no es sino un reflejo de su juego.

Los Knicks son el cuarto equipo que más lento juega de la liga, su ataque es el tercero menos efectivo, aunque, para que todo no sean malas noticias, se posicionan como el séptimo equipo defensivo del momento. No es un currículo de los que asegura contrato indefinido, la verdad.

Lo dijo en su momento y se reafirma ahora. Phil Jackson no se rendirá así como así con Kurt Rambis. Ni siquiera aunque tenga a su alcance a un buen vino como Tom Thibodeau y un dulce de nueva gastronomía como Luke Walton.

Hoiberg “encarece” a Tom

Así lo despliega Marc Berman, del New York Post. Y eso resulta curioso justo cuando la floja temporada de los Bulls con Fred Hoiberg al mando, más revaloriza la labor del ex técnico que tan criticado fue en su etapa final.

Ni Thibodeau ni un diamante emergente como Walton. ‘El Maestro Zen’ tiene claro su hombre para hacer funcionar como sea el triángulo ofensivo, y ese es Rambis.


EXTRA NBAMANIACS

Pssst, suscríbete, navega sin publicidad y consigue acceso a nuestros artículos especiales, un chat exclusivo para suscriptores y redactores y escucha nuestro podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.