Kelsey Plum, de enfrentarse a estrellas NBA a esperanza de la WNBA


Pocas jugadoras han despertado tanta expectación en su salto al profesionalismo que Kelsey Plum. La flamante número 1 del pasado draft, elegida por las San Antonio Stars, ya dejó señales de su talento en su debut de pretemporada, anotando 19 puntos ante las Dallas Wings. Pero la base californiana no era una desconocida incluso para varios jugadores de la NBA con las que Plum compartió cancha en su etapa en la universidad de Washington.

En una entrevista a The Rivard Report, medio local de San Antonio, Kelsey Plum recuerda su experiencia de verano de 2015. Fuera de temporada, la jugadora fue a entrenar a las instalaciones de su universidad. Ahí recibió la petición de completar un cinco-contra-cinco en el que necesitaban a una décima persona. Lo especial es que ese partidillo informal estaba cargado de jugadores de la NBA.

Plantando cara a los NBA

Ilustres ex-alumnos de Washington como Isaiah Thomas, Spencer Hawes, Nate Robinson, Tony Wroten o Quincy Pondexter estaban presentes. Aquella experiencia, pese a que la propia Kelsey Plum reconociera que “no lo hice demasiado bien”, no fue única. En otras ocasiones, la jugadora coincidió con jugadores como Jamal Crawford o Dejounte Murray. El novato de los Spurs, que compartirá de nuevo ciudad con Plum, recuerda bien el impacto que dejó.

En uno de esos partidos, junto a Isaiah Thomas, Jamal Crawford, Spencer Hawes y otros jugadores de la D-League, “podía facilitar, anotar en todos los tres niveles, y crearse su propio lanzamiento”, explicó Dejounte Murray. “Podía defender. Era la única mujer jugando ahí con un montón de profesionales y dio la talla por todo el trabajo que realiza cuando nadie está mirando”.

Entrenamientos de élite

En 2015-16, Murray y Plum entrenaron juntos en bastantes ocasiones, durante el primer y único año en Washington del hoy jugador de los Spurs, y el tercero de la número 1 del último draft de la WNBA. Ahí siguió mejorando su juego, particularmente una capacidad anotadora para la historia. En sus cuatro años en la NCAA, Kelsey Plum anotó 3.527 puntos, récord absoluto de la liga universitaria a nivel femenino, y solo superado por el legendario Pete Maravich en hombres.

Otro NBA, en este caso ya retirado, como Will Conroy conoce también el juego de Kelsey Plum. El ex-base de Grizzlies, Clippers, Rockets y Timberwolves es ahora asistente en Washington, y también pudo asombrarse ante la calidad de la jugadora. “Tiene un juego NBA porque juega contra muchos jugadores NBA en los veranos”, afirmó. La gran cantidad de jugadores de calidad salidos de los Huskies así lo aseguró, incluyendo también a Terrence Ross o Marquese Chriss.

Dejando huella en San Antonio

Mientras Plum espera a hacer su debut oficial (una lesión de tobillo ha supuesto un obstáculo en su preparación), hizo una especial aparición durante el quinto partido de los Spurs en su serie contra Memphis. La jugadora, con otras compañeras de las Stars, repartió camisetas entre el público en una interrupción del juego, impresionando a todo el mundo con un lanzamiento hacia las últimas filas de la primera grada digno de un quarterback de fútbol americano.

Esta potencia en el brazo no es casual, y muy relacionada con su dominio del juego. Su privilegiada mecánica de tiro es especial no solo a nivel femenino, sino incluso entre sus equivalentes NBA. Según un estudio de ESPN, la mecánica de tiro de Kelsey Plum es comparable por mecánica y rapidez a la de lanzadores de élite como Stephen Curry y Klay Thompson. La temporada WNBA que empezará el próximo sábado tendrá un nuevo aliciente en una jugadora única.


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.