Al Jefferson: llega el mentor para Turner

Cuando al iniciarse la agencia libre saltaba la noticia de que Indiana había llegado a un acuerdo con , y más cuando se supo que ese era bajo los términos de tres años y unos 30 millones de dólares, las alabanzas para la gestión de Larry Bird se sucedieron sin freno.

Para muchos, y no es para menos, se trata casi de un ‘robo’ en el loco mercado que hemos vivido. Cierto es que Jefferson no tuvo su mejor temporada el año pasado -una lesión de rodilla le mantuvo renqueante-, pero no lo es menos que en su carrera, ya de 12 años, firma un promedio de 16,7 puntos y 8,9 rebotes.

Hasta ahí iríamos bien; es decir, su aportación individual a nivel deportivo, estando en forma, no suscita duda alguna, tal y como ha expresado Bird en su presentación: “Al es un jugador sólido, un buen veterano. Sabemos lo que aportará a nuestro equipo en puntos, rebotes y juego en el poste”. Sin embargo, su firma, vista a largo plazo, tiene otro objetivo remarcado igualmente por el presidente de operaciones de baloncesto de los de Indianápolis.

“No se trata sólo de lo mucho que pensamos que va a ayudarnos en la cancha, creemos además que será un buen mentor para . Es un jugador que probado nivel en la liga y estamos seguros que nos ayudará de muchas maneras”, señala.

Con esas palabras queda claro que el movimiento de los Pacers ha sido el de fichar a un jugador/entrenador. Y desde ese punto de vista la operación puede salir redonda, ya no sólo por los fundamentos del exjugador de los Hornets, sino porque Turner demostró el pasado curso -promedió 10,3 puntos, 6,4 rebotes y 3,3 tapones en Playoffs- que tiene un gran talento por pulir. Eso sí, Jefferson avisa de que aún debe poner su físico a punto.

“Aún debo tener cuidado con la lesión. Una vez que esté al cien por cien no habrá duda alguna en mi mente, ni de nadie, de lo que puedo hacer en la cancha”, asegura.