Anfernee Simons comanda el triunfo de Portland con 27 puntos y nueve triples


Anfernee Simons tuvo una de esas noches que fallar un lanzamiento no estaba marcado en su hoja de ruta. El reserva de los Portland Trail Blazers comandó el triunfo ante Indiana Pacers por un amplio 133 a 112.

Simons destacó con 27 puntos y un 9 de 10 en triples, incluido un inicio sin fallo de 9/9 intentos. Una actuación similar no la veíamos desde el pasado 21 enero de 2019 cuando Klay Thompson conectó un 10/10, de acuerdo a NBA Stats.

“Después de los tres primeros en la segunda mitad, supe que iba a ser una noche muy buena para mí. Después de eso no importaba quien estuviera compitiendo o qué tan cerca estaban de mí. Sabía que me iban a entrar”, reconoció Simmons a ESPN.

Con semejante actuación los Blazers rompieron una racha de cinco derrotas seguidas, la peor del presente curso. Asimismo, hasta seis compañeros aportarían dobles dígitos de anotación: Damian Lillard (23); C.J. McCollum (20); Robert Covington (15 puntos y 11 rebotes); Carmelo Anthony (13) y Enes Kanter (12 puntos y 14 rebotes).

“Fue el hombre del momento. Habla con él. ¡Nueve triples!”, destacó su compañero Damian Lillard.

Por su parte, los Pacers volvieron a demostrar una gran fragilidad en defensa, permitiendo un auténtico festival ofensivo de Portland en el tercer periodo donde lograron una ventaja de 118 a 78. El conjunto de Oregón cosechó su récord de la temporada en triples con 20 de 35 intentos (57,1%).

“Fueron los triples, y obvio también Simmons, Lillard y McCollum. Necesitamos hacer un mejor trabajo para competir. El juego en el rebote también se nos escapó, pero la diferencia ha estado en los triples”, explicó el técnico Nate Bjorkgren.

Los máximos anotadores fueron Oshae Brissett y Malcolm Brogdon, ambos con 18 puntos; seguidos por Caris LeVert y Doug McDermott con 16 y 13 puntos respectivamente.

Lillard, después de Curry

Los cuatro triples convertidos por Lillard ante los Pacers le permitieron superar la barrera de los 2.000 a lo largo de su carrera NBA. El segundo jugador más rápido de la historia en alcanzarlos tras Stephen Curry. El base de Golden State necesitó 597 partidos oficiales, y Lillard 670. En sus nueve años de carrera atesora un promedio del 37,3% desde la larga distancia.

(Fotografía de portada: Abbie Parr/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.