D’Angelo Russell se queda con Manu

Base y escolta se enfrentaron durante la temporada pasada. El guard de los , no podía dejar pasar una oportunidad que llevaba esperando toda la vida; hablar con su ídolo. Alguien a quien había estudiado durante años, del que había visto recopilaciones hasta la saciedad. Todos esos gestos imitados, hasta que por fin pudo enfrentarse al de verdad, al escolta de los .

Durante años, amigos y familiares de D’Angelo Russell no podían entender su admiración. No por quitarle mérito al argentino, sino porque todo el mundo busca en los anales de la historia, y encuentra a aquellos nombres que han marcado época, o que han tenido una marca que la escribiera. Pero a Russell no le importó, y tras un par de tiros libres, maestro y alumno se encontraron.

“Tío, es un placer estar aquí fuera contigo” dijo el guard, y tal fue la impresión del rookie, que, según ha comunicado Baxter Holmes de ESPN, D’Angelo no recuerda qué contestó “Fue como, ¡wow! Porque él siempre ha sido uno de mis favoritos desde que era pequeño”, contaba el base. Creciendo en Louisville, Kentucky, Antonio Russell Jr. como muchos de su edad era un incondicional de , pero su hijo pequeño miraba en una dirección diferente y señaló que “siempre decía que su jugador favorito era Manu Ginobili”.

La vida en Louisville

Durante años, Antonio Russell Sr. consideró que su hijo sería una mezcla entre y , dos zurdos que sabían como llevar el balón y hacían un poco de todo. Pronto se dio cuenta de que D’Angelo no estaba interesado en esos jugadores —u otros—; solo quería ser como Ginobili. “Básicamente, practicaba todo lo que Manu hacía”, comenta Jamie Johnson, un amigo de la infancia. “Movimientos, los dos tienen un IQ muy alto; pero los dos son bastante lentos”.

Quizás sea ése el motivo porque el base llegó a admirar al máximo representante de la Generación Dorada. Su cuerpo, una forma de moverse y un registro de habilidad similar. “Mira, es diferente cuando preguntas quién fue tu favorito. Puedes decir esos grandes nombres como Kobe, Iverson o Shaq”, comentó Russell, añadiendo que”cuando pienso sobre a qué tipo de jugador se modela mi juego, sería Ginobili”. El guard explicó más tarde que si alguien quiere ser más como , se enfocará más en amagos y tiros de media distancia. En el caso de querer imitar a Bryant, un buen trabajo de pies sería la prioridad, depende de cada uno.

“Intentas aquello a lo que estás acostumbrado, y Manu nunca fue atlético, pero siempre ha sabido como pasar el balón. Podía anotar, y siempre tan impredecible, encima zurdo; en definitiva, un jugador del que sentirse orgulloso”, concluyó el base de los Lakers. Russell afronta su segundo año en la liga, y continúa mejorando en su juego, pero hay un último atributo del argentino que desea en especial. “Su energía. Cuando entra en la cancha, está listo. Es difícil salir del banquillo y estar listo todo el tiempo. Pero él siempre lo está, y eso es una gran habilidad”.

Hasta la próxima

Por desgracia, para espectador, aficionado y el propio Russell, tocará esperar. Los Lakers perdieron y su director no pudo hacer nada por evitarlo. Literalmente. Desde el jueves está fuera de juego por molestias en su rodilla.

Confiemos, sencillamente, en que para la siguiente ocasión en que los caminos de Spurs y Lakers vuelvan a cruzarse, ambos zurdos; admirador y admirado, vuelvan a saludarse cómo y donde corresponde: con sus equipaciones y sobre la madera.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Thibodeau quiere un veterano para sus Wolves

James Harden mantiene a los Rockets lanzados con otro triunfo

Siguiente