DeMar DeRozan tiene “hambre” acumulada por jugar los playoffs

Con un récord de 36-27 y una ventaja de 11.5 partidos sobre el noveno clasificado de la Conferencia Este, los Toronto tienen asegurada virtualmente su presencia en playoffs tras seis temporadas de ausencia; una circunstancia sobre la que uno de sus mayores artífices, , muestra su entusiasmo.

“Sin lugar a dudas es por los playoffs por lo que trabajo así de duro. Siempre me molestó irme a casa temprano, allí sentado sin hacer nada. Se me acumulaba el hambre simplemente observando… Tengo un montón de amigos que han jugado playoffs y yo siempre tenía que oír todo el verano como hablaban de sus experiencias en los playoffs. Es justo esto lo que me empuja aún más”, expresó el escolta de los canadienses tras el triunfo sobre Detroit Pistons.

Mejora cimentada en la defensa

Más allá del acierto en los cambios que ha sufrido el roster, hay una parcela en la que los de Toronto han mejorado ostensiblemente, la defensa. Así, si la temporada pasada ocupaban el 17º puesto dentro de los equipos que menos puntos recibían de sus rivales, en esta temporada son los cuartos al permitir 97 puntos por partido. Además, también han evolucionado en otros aspectos como es el apartado de porcentaje de tiro en el que dejan a su oponente, pasando del 19º lugar hasta el 8º con un 44.5 %.