El calvario de Waiters está a punto de terminar

Un año y una semana. Ese es el tiempo que acumula alejado de las canchas por lo que en su momento no era más que una torcedura de tobillo, dolencia que lo convertía en baja solo para algunos partidos. Todo se complicó.

Sin saber muy bien cómo, su articulación –ya dañada anteriormente– no respondió al tratamiento al nivel esperado; tanto es así que el 23 de enero de 2018 pasaba por el quirófano para reparar los problemas en su tobillo y, con ello, firmando una ausencia que casi lo sitúa en 2019 sin volver a disfrutar de competir sobre la cancha.

Pero no hay mal que cien años dure. Cumpliendo casi a rajatabla el calendario previsto por Miami Heat el día de su operación, este escolta formado en Syracuse regresó a los entrenamientos el pasado 19 de diciembre, paso previo ineludible de cara a un regreso a la acción que podría darse este domingo ante Minnesota Timberwolves.

Por ahora no hay nada oficial. Ya de vuelta al trabajo diario, la franquicia de Florida ha decidido enviarlo a los Sioux Falls Skyforce de la G League para que concluya allí su acondicionamiento. Si no emerge ningún contratiempo, es probable que retorno con Erik Spoelstra para hacer su debut en la presente campaña.

Importante refuerzo

Porque Miami Heat se niega a entrar en el juego del tanking. Pese a un mal comienzo de temporada y a perder a Goran Dragic al menos hasta mediados de febrero, en Florida quieren pelear por ser equipo de playoffs. Y en ese objetivo, el de seguir en la élite de la Conferencia Este, les puede ayudar mucho Dion Waiters.

Aunque como es lógico no debemos obviar que tardará un tiempo en coger el ritmo, no es menos cierto que cuando estuvo en forma fue pieza clave del equipo de Spoelstra. En los 30 partidos que disputó en el curso 2017-18 se marchó hasta los 14,3 puntos y 3,8 asistencias en 30,6 minutos por noche.

(Fotografía de Maddie Meyer/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.


Anterior

Rajon Rondo, un mes alejado de las canchas

48 puntos de Anthony Davis hacen estéril otra exhibición de Doncic

Siguiente