El sindicato de jugadores responde a las críticas por las pruebas de coronavirus

El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, señaló que los jugadores de la estaban recibiendo un tratamiento preferencial ante el virus por ser ricos y poder acceder a una mejor atención médica

La situación en Estados Unidos respecto a la crisis sanitaria del se está recrudeciendo por momentos. ¿El germen del problema? La falta de test disponibles para detectar la enfermedad. En este sentido, Sam Amick de The Athletic señaló hace días que las pruebas se estaban retrasando entre los equipos de la NBA porque simplemente no había test suficientes para todos. Aun con ese escenario, en una semana de parón son ocho las franquicias que han comprobado el estado de sus miembros respecto al virus (dato facilitado por Adam Silver). Esto no ha gustado en algunos sectores de la sociedad estadounidense, donde el mismo alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, ha criticado que los jugadores de la NBA puedan hacerse las pruebas mientras hay personas en estado crítico esperando por las mismas.

Sin entrar en valoraciones –en España también hay quienes se la hacen casi de inmediato mientras otros esperan–, nos ceñimos a la respuesta dada por la directora ejecutiva del sindicato de jugadores (NBPA), Michele Roberts, quien ha salido en defensa de los deportistas recalcando que está “decepcionada” y que el acceso o no a pruebas por la escasez de las mismas es responsabilidad exclusiva del gobierno.

“No hay nada de irresponsabilidad en lo hecho. Si sabes que has estado expuesto, simplemente intentas hacerte las pruebas. Si muchos de nosotros no podemos hacernos los test es algo que recae sobre el gobierno. Ellos eran los responsables de que estuviésemos preparados para esto y creo que fallaron. No deberíamos estar peleando por esto ahora, pero una vez que lo superemos sí habrá que mirarlo. Entiendo lo que dice el alcalde. La gente no debería tener que esperar en cola. La población en riesgo debería ser la primera en tener los test. Pero maldita sea, si el gobierno hubiera hecho lo que se suponía que debía hacer, no estaríamos compitiendo por conseguir una prueba”, comenta a ESPN.

Lo cierto es que Bill de Blasio fue muy duro y señaló directamente a los Brooklyn Nets, equipo que una vez realizados los tes desveló que había hasta cuatro positivos en su plantilla, incluyendo a Kevin Durant. “Les deseamos una pronta recuperación. Pero, con el debido respeto, un equipo completo de la NBA no debería hacerse la prueba del COVID-19 mientras haya pacientes en estado crítico esperando ser examinados. Las pruebas no deberían ser para los ricos, sino para los enfermos”, escribió el alcalde en Twitter.

Comunicado de Brooklyn

Al ser aludidos directamente, los Brookyn Nets emitieron un comunicado para explicar la realización de la pruebas, ya que no estaban entre los equipos que habían jugado recientemente ante Utah Jazz o Detroit Pistons, únicos conjuntos en los que había aparecido algún positivo. Según la franquicias, habían detectado que varios jugadores y miembros del staff tenían síntomas del coronavirus, lo que llevó a que se les examinase mediante el test para detectar la infección. Recalcaron además que “consiguieron las pruebas a través de una empresa privada” y que las pagaron por sus propios medios porque “no querían afectar a los recursos públicos del centro para el control y prevención de enfermedades”.

Lo único indudable en estos momentos es que vivimos una situación sin precedentes que ha provocado una alarma a nivel mundial. ¿Estaban los países preparados para algo así? No. Tomar decisiones y acertar es todo un reto. Y la NBA, como es lógico, no es ajena a ello.

(Fotografía de Ezra Shaw/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a nuestros artículos especiales y el podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.