Hayward e Irving estarían recuperados en agosto

Toca repetir la foto. Cuando el verano pasado Boston se hizo con y , todos imaginaron a los peleando por el anillo en playoffs. Y lo hicieron, pero de manera sorprendente alcanzaron tal nivel sin ninguno de ellos.

Solo los Cavaliers de LeBron James, y en siete partidos, fueron capaces de cerrar la puerta de las Finales a los verdes. Por supuesto verse apeados en un séptimo partido y jugando en casa fue un jarro de agua fría, pero poco tardaron en pensar que si habían logrado eso sin sus presumiblemente dos mejores hombres, ¿qué conseguirían contando con ellos?

La respuesta es sencilla, ya que sin duda estarían sobre el papel en disposición de asaltar el trono de los Warriors. Con esa premisa, las dudas se trasladan a en qué momento contarán con Hayward e Irving a pleno rendimiento. Esa es una cuestión sobre la que arroja luz el entrenador, , quien asegura lo siguiente a Boston Herald: “Me han dicho que ambos siguen progresando y que estarán cerca de su plenitud a finales de julio, por lo que el arranque definitivo podría darse a principios de agosto”.

Cuestión de encajes

La teoría dice que sumar a Hayward e Irving les haría favoritos al anillo, pero la práctica no entiende de verdades absolutas. Jaylen Brown y Jayson Tatum han crecido y destacado siendo titulares y contando con muchos minutos, algo que verían reducido con el retorno de Hayward. Lo mismo ocurre con Terry Rozier, que sería el suplente de Irving. ¿Podrá Stevens retocar la rotación para que todo siga funcionando? Si así lo hace el éxito está asegurado.