La oferta de Charlotte Hornets a Kemba fue de 160 millones

Ríos de tinta han manado ya sobre la destreza o su antónimo que llevó a los Charlotte a no extender el contrato de , el jugador más importante de su historia.

La organización presidida por Michael Jordan nunca llegó a ofrecer las cantidades máximas a su jugador All-Star (y All-NBA) e incluso tampoco se acercó demasiado a ellas, como ha podido revelar un artículo reciente de The Athletic. La mejor propuesta de los Hornets a Kemba Walker fue de 160 millones de dólares por cinco años, siendo que el base hubiera podido firmar un máximo de 210 millones por el mismo período de tiempo dada su aparición en el tercer mejor quinteto de la temporada.

O sea, que Charlotte se quedó 50 millones por debajo de lo que Kemba podía aspirar; el jugador se hubiera hasta conformado con una cantidad cercana a 190, según podía leerse en The Athletic, pero los Hornets quedaron también por debajo de eso.

“Fueron días difíciles, jodidamen** difíciles, no puedo ni mentir. Perdonad mi lenguaje, fue difícil. No podía verme en otro equipo. Fue complicado. Todo lo que había conocido era Charlotte. Tenía la sensación de que no iba a tener la oferta que yo quería y hasta puede que ni andase cerca por el tema del espacio salarial. Tuve que despejar mi cabeza y elegir otro equipo”, pudo declarar Kemba Walker sobre los días en los que decidió cambiar Charlotte por Boston.

Conversación con Jordan

En los pudo firmar un acuerdo máximo de cuatro años y 141 millones de dólares, cantidad superior al salario anual que hubiera percibido en su anterior equipo con la oferta llegada de North Carolina. Los Hornets podían ofrecerle más dinero que nadie y ni por esas hicieron el esfuerzo para retenerle.

Kemba añadió, durante su actual concentración con la selección de Estados Unidos, que no tuvo una conversación final con Michael Jordan, aunque eso no significa que se fuera en estado de guerra de la franquicia de toda su vida. “No es decepcionante porque entiendo el punto de vista del negocio. No estoy enfadado con M.J., con la organización o algo así. Lo entiendo. Hay que entender a las dos partes. ¿Podría haber superado M.J. el impuesto de lujo? Sí, podría. ¿Pero por qué debería hacerlo?”.

Los Charlotte Hornets no ofrecieron lo que sí merecía Kemba debido a lo comprometida que se encuentra su tesorería. De cara a la temporada que viene poseen 125 millones comprometidos en salarios, cifra muy cercana a la tasa a partir de la que cuenta el impuesto del lujo (132 millones). Si hubieran firmado a Kemba Walker por un máximo o algo cercano a él, el presupuesto hubiera excedido el luxury tax y en la franquicia se consideró que el equipo actual y sus pretensiones deportivas no merecen tal desmán. Jugadores con contratos por encima de su rendimiento (Nicolas Batum, 25 millones al año, Marvin Williams, 15, o Bismack Biyombo, 17…) son los que comprometen la masa salarial del equipo y apenas permiten movimientos en el mercado.

(Fotografía de portada: Tim Bradbury/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Sergio Llull no cierra la puerta a la NBA: “Lo de la NBA sigue ahí”

Marcus Smart, baja indefinida a menos de un mes para el Mundial

Siguiente