La próxima temporada NBA no empezará hasta 2021


Vivir una temporada NBA en un año natural está más cerca que nunca antes. Si bien en un principio se señaló que la que debería llamarse campaña 2020-21 podría empezar el 1 de diciembre, en sus últimas declaraciones Adam Silver ha admitido en declaraciones a CNN que en el mejor supuesto el próximo curso comenzaría como muy pronto en enero. ¿Un jarro de agua fría? Quizás, pero para nada una sorpresa.

Hace semanas el Comisionado de la Liga comentaba que la fecha señalada (1 de diciembre) le parecía algo temprana. Poco después conocíamos que la celebración del draft se retrasaba hasta el 18 de noviembre cuando pensaba celebrarse en octubre… Sí, pocas más pistas hacían faltar para confirmar que la temporada venidera vería pospuesto su inicio de manera considerable.

Para ser exactos hablamos de que la NBA empezaría unos dos meses y medio después de su fecha habitual en el mejor de los casos. Silver admitió que se ha barajado abrir la campaña el día de Navidad, pero que finalmente se ha pensado que “sería mejor entrar en el mes de enero”. Unas semanas de diferencia que dejarían a la Liga sin una de sus fechas más emblemáticas, ya que en Navidad suelen programarse grandes partidos a diferentes horarios en lo que supone una jornada con enorme seguimiento a nivel mundial.

En cuanto a si el retraso supondría una reducción de calendario, Silver ha señalado que en estos momentos la perspectiva es disputar los 82 partidos de temporada regular así como los playoffs ordinarios. “Pensamos en una temporada estándar en la que el objetivo sería jugar los partidos en los pabellones locales y con aficionados en las gradas. Pero todavía hay mucho que necesitamos aprender en términos de pruebas rápidas, por ejemplo. ¿Sería ese un medio para hacer que los aficionados entren en los pabellones? ¿Habrá otras medidas de protección?”, explica dejándolo en el aire.

El tema de contar con público es algo que preocupa mucho a la NBA. En la burbuja han realizado una gran inversión que por supuesto les dará beneficios a nivel televisivo, pero mantener en el tiempo esa fórmula es inviable. Hace tiempo Silver vinculó hasta un 40% de los ingresos de la Liga a lo que aportan los aficionados que acuden a las canchas. Vivir una temporada entera sin ellos se antoja utópico.

Puede que empezar la próxima campaña en 2021 no sea lo idóneo, pero sí lo necesario. La NBA quiere ganar algo de tiempo para poder negociar con el Sindicato de Jugadores (NBPA) ciertas enmiendas al convenio colectivo que lleven a acordar el tope salarial y el impuesto de lujo de cara al próximo curso, siendo justo esto lo que ha retrasado la celebración del draft casi un mes respecto a la fecha pensada inicialmente. Una vez se hayan puesto las bases económicas de la próxima temporada, será más sencillo tomar decisiones sobre fechas exactas.

(Fotografía de Getty Images/Getty Images for CNN)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y un chat exclusivo en Discord para redactores y suscriptores.