LeBron, encantado con cada segundo compartiendo equipo con Curry


Por fin ocurrió. Tras 12 temporadas formando ambos parte de la NBA, por primera vez LeBron James y Stephen Curry compartieron equipo. Fue en un All-Star, en uno marcado por la pandemia que hizo que el fin de semana de las estrellas se resumiese un solo día.

LeBron, cuatro veces MVP, y Curry, dos veces MVP, se han enfrentado hasta 37 veces en la NBA. Siendo dos se los mejores jugadores de su tiempo, no extraña que de esos cara a cara hasta 22 hayan tenido lugar en las Finales NBA, donde se han encontrado en cuatro ocasiones. Los restantes partidos corresponden a la temporada regular.

Volviendo a los All-Star, el hecho de que hasta 2018 jugasen en conferencias opuestas les separaba. Una vez que esa barrera fue echada abajo por la NBA con el draft del All-Star, en la primera edición ambos eran capitanes, por lo que no podían compartir equipo. Ya en 2019, Giannis Antetokounmpo eligió al jugador de Golden State. Para la edición de 2020 Curry estaba lesionado. Anoche cambió la historia.

Dos de los mejores jugadores de todos los tiempos han estado cerca de pasar su carreras sin darse un pase entre ellos, sin comentar qué harían en la siguiente jugada. El gran momento llegó en Atlanta. Sin público en las gradas, pero con muchísimos aficionados esperando en sus casas para disfrutar de ellos, ambos ganadores de la NBA por fin cometieron ‘diabluras’ juntos.

El entusiasmo estaba en el espectador, pero también en los protagonistas. El intercambio de gestos fue constante. LeBron James detuvo una entrevista para saludar a Curry cuando éste se disponía a participar en el Concurso de Triples, el cual ganó. Ya en la ceremonia previa al partido, el base de los Warriors observaba con atención el clásico ritual de los polvos de El Rey.

En el partido los focos fueron para Curry. El ganador de tres anillos se marchó hasta los 28 puntos con un 8 de 16 en triples. LeBron por su parte tuvo una relajada actuación disputando únicamente 13 minutos; eso sí, le dio tiempo a asistir en esta jugada al base para que éste anotase desde casi mitad de cancha. Fue solo un instante, pero uno para el recuerdo.

Acabada la fiesta, la cual tuvo a ambos como ganadores en el Team LeBron, James quiso dejar constancia de la importancia del momento a través de Twitter. En un comentario escueto y directo, el jugador de los Lakers hizo mención al hecho de verse con la misma camiseta que Stephen. “Finalmente pude compartir equipo con Curry. Llegó muy tarde, pero me encantó cada segundo”. La respuesta de Curry, recordando el nacimiento de ambos en Akron, no se hizo esperar.

Respeto entre ellos y por parte de todos. Un All-Star Game hace tiempo que dejó de ser un partido de gran competencia, pero instantes como el de ver juntos a dos leyendas como LeBron y Curry lo hacen especial. ¿Jugarán algún día en el mismo equipo de la NBA? Suena imposible. Stephen está encaminado a pasar toda su carrera en Golden State. LeBron tiene contrato con los Lakers hasta 2023 y el margen de movimientos de estos es escaso. Ha podido ser la primera y última vez que busquen la victoria juntos. Ha podido ser una noche histórica.

(Fotografía de Kevin C. Cox/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.