LeBron iguala a Bird en triples-dobles; Cleveland supera a Lakers

De se dijo que se alejaba de los Lakers con vistas a ese verano de 2018 que hace correr, y hará correr, ríos de tinta. LeBron James evitó hablar con los medios antes del partido. Porque LeBron James habló, como siempre, en el parqué. Cuarto triple-doble de la temporada y 59º de su carrera deportiva. El alero logró este punto estadístico para guiar a los al triunfo sobre los (121-112), en un choque donde , con 13 puntos, 8 rebotes, 11 asistencias y 2 robos, se quedó muy cerca de conseguir también un triple-doble.

LeBron lo logró a falta de 6 minutos y 14 segundos para la conclusión, y cerró la contienda con una tarjeta de 25 tantos, 12 rebotes y 12 asistencias, además de 2 robos y 2 tapones. Con ese triple-doble, el segundo de los últimos siete días, James iguala a  en el sexto puesto de la clasificación histórica de la NBA. Para entrar en el Top-5, LeBron tendrá que esperar, ya que la quinta plaza del ranking la ocupa Wilt Chamberlain, con 78 triples-dobles.

La mejor noche de Calderón

Definitivamente se ha aprovechado a la perfección de las circunstancias para asentarse ni más ni menos que en la titularidad de los actuales subcampeones de la NBA. En un envite importante como era el de los Lakers, uno de los muchos antiguos equipos del base, Calderón firmó su mejor velada con la camiseta de los Cavaliers, ya que registró su mejor marca anotadora con los de Ohio. Los 17 puntos anotados, 5 de 8 en triples, son además su mejor versión ofensiva desde 2015.

Pero ahí no se detuvo el extremeño, capaz de exprimir sus 23 minutos en pista, el menos usado de los titulares por parte de Tyronn Lue, para redondear su actuación con 3 rebotes, 6 asistencias y 2 robos.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Los Knicks ganan en Brooklyn y la rodilla de Porzingis da el susto

Karl-Anthony Towns se pone a la altura de Garnett

Siguiente