Lillard contesta a George: “¿Mal tiro? En todo caso, mala defensa”

Mucho escarbamos ayer para determinar si el triple más impactante que recordamos en un partido de playoffs fue un buen tiro o, simplemente, resultado de un tremendo golpe de fortuna.

El estudio de Enrique Bajo dio con la conclusión de que la obra maestra de era más buen intento que malo, dados los porcentajes previos de acierto del base de Portland en triples muy alejados de canasta. Quien no lo tenía tan claro era Paul George, defensor de la acción ante Lillard, quien negaba la mayor pese al éxtasis local: “Fue un mal, mal lanzamiento. No me importa lo que diga la gente. Fue un mal tiro. Pero ¡ey!, lo metió. Por lo que esta historia no será contada como la de un mal lanzamiento”, rezaba un enrabietado Paul George al término del encuentro (y al temporada) en el Moda Center.

También ha sido el gran protagonista, no solo los datos, el que se ha encargado de llevar la contraria al alero de los Oklahoma City Thunder.

“Fue un buen tiro. Decir que era un mal tiro es como tener mal perder por su parte. Si fue algo, es mala defensa porque yo tenía la pelota en mis manos con dos segundos para el final y no iba a penetrar, así que quizá me debería haber encimado más”, podía responder Lillard en declaraciones que recogió el podcast Pull up.

“Literalmente trabajo en ese tipo de tiros. Lo hago porque a lo largo de mi carrera he conocido la atención que ponen en mí las defensas. Es algo en lo que he trabajado, empleado mucho tiempo. Y tenía la confianza adecuada cuando llegó el momento. Por eso cuando estaba ahí en la cancha, estaba como, puede que no sea un buen tiro para mucha gente. Pero yo estoy a gusto con esto y tengo confianza en ello. Para mí, es un tiro sólido”, podía añadir (ahora ya sí) endiosado Lillard.

Tan sólido que fue el tiro convertido más lejano que decide una ronda de playoffs en toda la historia de la liga. Y a juzgar por la reincidencia de Lillard con triples encestados desde tan lejos, efectivamente, era un buen tiro para él.

Seth Curry lo sabía

Otro detalle que había pasado inadvertido del final del Portland-Oklahoma hasta ahora resulta que Seth Curry, jugador de los Blazers, advirtió (casi con soberbia) de lo que iba a ocurrir al banquillo de Oklahoma.

Como rescata el vídeo de Complex Sports, cuando la posesión está en manos de Lillard, Curry ya avisa al banquillo de los Thunder lo que va a ocurrir. Y acto seguido de la canasta, el escolta se quedó mirando de manera desafiante a sus rivales. Nos creeremos entonces que Lillard lo tenía perfectamente ensayada la situación… y sus compañeros lo sabían.

(Fotografía de portada: Steve Dykes/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

La supuesta razón oculta por la que Magic Johnson se fue de los Lakers

Los jugadores y equipos que más camisetas vendieron en la temporada 2018-19

Siguiente