Los 76ers no contarían con Markelle Fultz a largo plazo


Todo lo que resta de 2018-19, donde percibe 8,33 millones de dólares, y 9,74 millones de dólares para la 2019-20. Eso es lo que le queda de contrato, como mínimo, a Markelle Fultz en los 76ers. Y decimos como mínimo porque Philadelphia todavía tiene como opción alargar la vinculación y ejercer la renovación automática para el curso 2020-21 y por valor de 12,28 millones de dólares. Es lo que tiene ser el número 1 del Draft.

Posiblemente para Markelle Fultz el dinero garantizado que esa posición en la ceremonia de 2017 le deja en su cuenta sea lo único positivo de este año escaso que ha transcurrido desde que debutara como profesional. Porque apenas trece meses después de su estreno, y según señala The Innquirer, Philadelphia no cuenta a largo plazo con el base. Es decir, que eso de renovarlo para la 2020-21 se antoja a día de hoy improbable, quizá imposible.

El hombro, pero no solo el hombro

El pasado mes de octubre los Sixers ejercían la renovación automática para el tercer año de Fultz, el citado curso 2019-20 y los 9,74 millones. La confianza depositada en él, que podía haberse visto mermada por un año de novato plagado de lesiones y de historias alrededor de la figura del que fuera jugador de la Universidad de Washington, estaba ahí. Más o menos. Pero todo estalló cuando a mediados de noviembre, pocos días después de esa decisión, Raymond Brothers, abogado y representante de Fultz, emitía un comunicado en el que decía que, por problemas de hombro, de su manido hombro, el base no iba a jugar más hasta nuevo aviso. Casualmente, o no, todo esto llegaba el día después de que Fultz se viera superado en la rotación por T.J. McConnell en el duelo ante los Suns. El número 1 del Draft pasaba a ser el tercer base. Pero las cosas siempre pueden empeorar.

El hombro de Fultz ha sido la excusa que una y otra vez se ha citado, desde su entorno pero también desde la franquicia, para argumentar los rídiculos de Fultz en el tiro, no solo en cuanto a porcentajes, sino en la forma triste de una mecánica que incluso ya provoca las risas y las imitaciones en la NFL.


Sin embargo, a diferencia de todo lo vivido en la 2017-18, ahora los 76ers creen que los problemas de hombro no son los responsables directos de todo esto. Que sí, hay lesión, dolencia, pero que Fultz entrenaba bien el mismo martes que se Raymond Brothers hizo el comunicado. Entraba en la dinámica con los compañeros, levantaba pesas. Para Brett Brown, su técnico, no era ni es un problema grave. Para Elton Brand, el General Manager de la entidad, tampoco, informa The Inquirer. Por si todo esto fuera poco lío, por no estuviera ya todo demasiado enmarañado, ahora se ha sabido que Futlz podía tener también una lesión en la muñeca.

Asunto mental

Fultz, en manos de Drew Hanlen para mejorar sus prestaciones en el tiro, terminaba por romper en este mes de noviembre con el entrenador que ha revolucionado el entrenamiento en la NBA. El mismo Hanlen había apuntado durante la temporada pasada que el jugador se había “olvidado de cómo tirar”. No ha fluido le relación entre el especialista y Fultz y todo parece ser, en general, un problema más profundo. Justo al inicio del verano Fultz escribía, y luego borraba, en redes sociales palabras que hacían ver que mentalmente sufría. La depresión podía estar asomando a la vuelta de la esquina, la falta de confianza.  “La depresión, la ansiedad y los ataques de pánico no son síntomas de debilidad. Son síntomas de haber tratado de permanecer fuerte durante mucho tiempo”, rezaba aquel post eliminado de Instagram.

Jimmy Butler, que le ha quitado el puesto de titular tras su traspaso desde Minnesota, señala que en la mayoría de los casos, la mente juega un papel determinante en la NBA. “Las noticias sobre su hombro me han pillado con la guardia baja”, apuntaba Brett Brown al respecto de la última lesión de Fultz, la que ya no sirve como excusa en la franquicia, que ha sabido por rumores también que el jugador estaría buscando cambiar de aires, empezar de cero en otro lugar. Ahora, la decisión de renovar automáticamente al jugador para la 2019-20 se puede antojar hasta excesiva. Philadelphia parece haberse cansado de Fultz. Y Fultz de ellos.

(Fotografía de portada: Mitchell Leff/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.