Los Knicks de Thibodeau también pueden con Indiana


¿Cuánto hacía que los Knicks no hacían disfrutar a sus aficionados con actuaciones así? Vale, esto no ha hecho más que empezar, pero en dos semanas los neoyorquinos ya han ganado de paliza a Milwaukee Bucks y vencido a los Pacers en Indiana. ¡Que les quiten ‘lo bailao’!

Tom Thibodeau quería unos Knicks que jugasen duro, y lo está consiguiendo. Al encajar únicamente 102 puntos ante los de Indianapolis dejan su cuenta en 104,7 puntos recibidos por noche, o lo que es lo mismo, son en estos momentos la quinta mejor defensa de la NBA. Y para lograrlo se están mostrando realmente férreos en la pintura. Anoche superaron a los Pacers en el rebote por 51 a 32.

Tal despliegue de argumentos les sirvió para llegar al final del encuentro con opciones de ganar y dar la puntilla en el momento idóneo. A falta de 4:29 minutos para el final perdían de tres (96-93). Cuando restaban 9.6 segundos ganaban de ocho merced a un parcial de 11-0 liderado por Austin Rivers. El guard ha aparecido en el equipo para aportar un enorme granito de arena al nuevo proyecto neoyorquino y anoche concluyó con 15 puntos desde el banquillo. Los elogios del técnico fueron para él.

“Creo que la experiencia es de vital importancia y él nos aporta además otro chico que puede manejar la pelota. Puede convertir triples, puede centrarse en la defensa y creo que esa es justo la dirección en la que se mueve la liga en estos momentos. Acertó con grandes tiros, firmó grandes jugadas y todavía estaba trabajando en el acondicionamiento al sistema”, señala el head coach.

Los de la Gran Manzana están funcionando, y más lo hacen cuando R.J. Barret juega como anoche. Tras cuatro partidos en los que parecía peleado con el aro, el escolta de segundo año se fue hasta los 25 puntos y 5 rebotes con un 4 de 5 en triples. Junto a él, Elfrid Payton tuvo una completa actuación de 19 puntos, 8 rebotes y 5 asistencias, mientras que Julius Randle rozó el triple-doble al marcharse hasta los 12 puntos, 11 rebotes y 8 asistencias.

Echando de menos a Warren

Indiana no jugó mal, pero les faltó algo. Malcolm Brogdon realizó un enorme partido con 33 puntos y 7 asistencias, Domantas Sabonis estuvo en su línea con 13 puntos y 13 rebotes, y Myles Turne se marchó hasta los 17 puntos. Quien sí estuvo luchando toda la noche sin encontrar su ritmo fue Victor Oladipo, quien firmó 16 puntos con una nefasta serie de lanzamiento de 3 de 16. Para Brogdon, más allá de verse superados a nivel físico, la ausencia de un T.J. Warren que es baja indefinida por lesión, les pasó factura. “Creo que T.J. es el mejor anotador puro del equipo, así que su falta nos duele mucho”, explica.

(Fotografía de Andy Lyons/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.