Los Warriors dan la sorpresa navideña ganando a Houston

Cuando la NBA colocó en su jornada navideña un nuevo duelo entre y seguramente esperaba que se llegase a él en un contexto muy distinto. Los problemas en los californianos hicieron que lo que podría haber sido una bonita revancha se presentase como un encuentro no particularmente atractivo entre uno de los equipos de la zona alta de la Conferencia Oeste y el colista de la misma, pero parece que, por muchas virtudes que hayan desaparecido en Golden State, la de saber cómo vencer a Houston no es una de ellas.

El cuadro de Kerr dio la sorpresa de la jornada imponiéndose por 116-104, logrando así su tercera victoria consecutiva e impidiendo que los texanos extendiesen su racha a cinco partidos ganados. Los de la Bahía parecen estar enderezando ligeramente su rumbo, y si bien los dos encuentros anteriores fueron ante conjuntos en crisis como Pelicans y Timberwolves, en esta ocasión el triunfo ha llegado ante un rival que, con sus más y sus menos, está llamado a estar arriba. Parece que, después de todo, estos Warriors no son un desastre tan grande como el que habíamos visto.

La noche de Damion

Uno de los grandes artífices del triunfo local fue , que disputó el que probablemente sea el mejor partido de su carrera en la NBA. El escolta terminó con 22 puntos, 15 rebotes (récord personal), 4 asistencias y 3 robos, y su intervención fue especialmente crucial durante el segundo cuarto, cuando se encargó de evitar que los Rockets rompiesen el choque. Los de D’Antoni se habían puesto 13 arriba (40-53), pero Lee, con 17 tantos anotados al descanso, logró acercar a los suyos en el electrónico y asegurarse de que la segunda mitad arrancaba con el duelo aún bastante parejo (64-68).

En este tramo, el gran colaborador de Damion fue D’Angelo Russell, que anotó 14 de sus 20 puntos en la primera mitad. Todo lo contrario hizo , que se guardó 16 de los 20 tantos que sumó para la segunda parte, tramo en el que los Warriors desplegaron su mejor baloncesto y dieron la vuelta de forma definitiva al marcador. Houston pudo seguirles la estela durante muchos minutos, pero un parcial de 19-2 en los últimos compases selló de forma definitiva el triunfo.

“Este partido era una gran oportunidad para nosotros y la hemos aprovechado” comentó Kerr en rueda de prensa. “Los aficionados han podido ver lo duro que estamos jugando. A todo el mundo le sienta bien una victoria en la jornada de Navidad”.

Por parte de los Rockets, terminó como máximo anotador con 30 puntos, a los que añadió 12 rebotes y 5 asistencias. El base, sin embargo, no tuvo su día desde la larga distancia, pues falló los ocho triples que intentó, faceta en la que su compañero estuvo bastante más fino. La Barba encestó 6 de sus 10 intentos desde el perímetro, pero pese a este nivel de acierto tuvo menos protagonismo en ataque que el ex de los Thunder (tiró 14 veces menos) y se fue con 24 tantos, 11 asistencias y 6 rebotes.

(Fotografía de portada: Thearon W. Henderson/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.