Memphis confirma lo obvio: Marc Gasol chocó con Fizdale

El despido de sigue generando toda la controversia posible. ¿Su caída fue una petición expresa de ? ¿Realmente se llevaban mal el entrenador y el pívot? ¿Cuál fue la causa definitiva de esta decisión? Día y medio después de que Memphis cambiase de entrenador todas las partes han hablado exponiendo sus respectivas posturas.

, el general manager de la franquicia, compareció el martes en rueda de prensa junto a —el nuevo técnico interino hasta final de temporada— para explicar la decisión de los de relevar a Fizdale de sus funciones. El dirigente reconoció de forma implícita que Fizdale y Gasol no veían las cosas de la misma manera, pero trató de quitar responsabilidad al pívot español en el despido del técnico y explicó que el cambio venía motivado por los resultados globales del equipo.

“Necesitábamos hacer un cambio para salvar la temporada”, explicó Wallace, recordando que el récord de los Grizzlies en sus últimos 40 partidos era 14-26 y eso fue lo que más peso a la hora de firmar la carta de despido. “Mirando hacía donde nos dirigíamos no había tendencias positivas”.

“Existían tendencias más importantes que la relación entre ambos”, comentó Wallace sobre Fizdale y Gasol. “Simplemente no ha ido bien para nosotros tras un buen comienzo. Y no había indicación de que fuese a cambiar mágicamente de la noche a la mañana”.

La explicación de Gasol

Marc Gasol no tardó en ser responsabilizado por muchos como el causante del segundo despido de un entrenador esta temporada. La decisión de los Grizzlies se produjo un día después de que el pívot se quejase amargamente de su suplencia durante el último cuarto ante Brooklyn Nets.

“Nadie quiere un cambio de entrenador durante la temporada porque no hay tiempo para trabajar en cosas. Me sorprendió un poco”, dijo Gasol sobre esta decisión, llegada en el peor momento deportivo de la franquicia de Tennessee desde 2009. El español confirmó que no habló con Fizdale el domingo tras la derrota ya que “había mucha tensión” al cruzarse en la sala de pesas.

“A nadie le gusta la situación en la que estamos”, explicó Gasol. “No estábamos encontrando un modo de ganar de forma colectiva y nos estábamos viniendo abajo. David y yo no estábamos de acuerdo en todo, pero los dos teníamos las mismas intenciones de hacer al equipo algo colectivo… No pudimos encontrar la fórmula para ello”.

“Todo lo que puedo hacer es ganar”, añadió Gasol. “Tratar de ver mi responsabilidad por el balance que tenemos. Tratar de tener a los jugadores juntos, motivarles, confiar en ellos. Mostrar más consistencia, ser un mejor líder”.

Marc Gasol está promediando esta temporada 19,1 puntos, 9,1 rebotes, 4,1 asistencias y 1,7 tapones —líder de los Grizzlies en las cuatro estadísticas—, pero su eficiencia en el tiro está en el mínimo de su carrera con un 41,8 por ciento, dato que baja hasta el 39 por ciento en los últimos ocho partidos, todos derrotas.

“Puedes poner al entrenador que sea que no importa. Los jugadores tienen que ejecutar”, argumentó Gasol para exponer que la actitud de la plantilla debe cambiar. “No lo hacemos de manera consistente. Va a ser duro. Si no quieres defender no vas a defender. Los jugadores necesitan ser exigidos y asumir la responsabilidad que les toca. Últimamente ha habido muchas excusas con un ‘es mi culpa’. Así no funciona esto, así que ya veremos qué pasa”.

Dos entrenadores que no han conectado con Gasol

Según reveló ayer el periodista Ronald Tilery de The Commercial Appeal, durante la temporada 2015-16 Marc Gasol tuvo problemas con el por entonces técnico del equipo, . De acuerdo a la información de Tilery, Joerger habló con uno de los periodistas que cubren al equipo durante toda la temporada y le dijo textualmente “creo que Marc está tratando de que me despidan”.

Aquello ocurrió a mitad de campaña durante una gira por el Oeste y Joerger aguantó hasta verano, momento en el que fue reemplazado por no llegar a un acuerdo de renovación con la franquicia y no por las disputas con el pívot All-Star. Pero queda claro por esa información —“por supuesto que había mucha tensión entre Jorger y Gasol”, escribe Tilery— que Gasol no conectó con aquel entrenador. Ni con el que lo ha sido hasta el lunes.

La decisión de sentar a Gasol durante los últimos 15 minutos del partido ante los Nets fue la gota que colmó el vaso de una relación que no funcionó desde el principio. Según la información de Tilery, Fizdale quiso que Gasol fuese un líder más vocal y le convirtió en el único capitán, además de pedirle tanto a él como a que ambos participasen en el diseño de las jugadas, algo que el español no aceptó.

Gasol explotó el domingo diciendo que no se iba a quedar “sentado sin más” tras sentirse humillado por no jugar los minutos decisivos contra Brooklyn. El español se fue al banquillo con los Grizzlies 17 puntos abajo; cuando sus compañeros se pusieron a 5 tantos no le fue concedido el permiso para volver a la pista y poco después, en vestuarios, se despachó ante los periodistas durante 15 minutos pese a que el jefe de medios de la franquicia trató de cortar dos veces la improvisada rueda de prensa. Pero Marc hizo caso omiso, quería seguir hablando.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas.


Anterior

Mirotic acude a su primer partido de los Bulls tras la agresión de Portis

Ben Gordon, arrestado de nuevo

Siguiente