Rondo: “Soy una extensión del entrenador en la pista”

aterriza en Los Angeles tras cuajar un notable rendimiento en las filas de New Orleans Pelicans. El base formado en Kentucky, que selló un acuerdo por 1 año y 9 millones de dólares, podría dirigir a los suyos como base titular, aunque tal como ha reconocido, su papel como mentor será fundamental para los más jóvenes, haciendo especial hincapié con Lonzo Ball, aunque también con sus compañeros Josh Hart, Brandon Ingram y Kyle Kuzma.

“Cada aspecto de mi juego ha mejorado muchísimo. En cuanto a la comprensión del juego, mi conocimiento sobre él… Pero lo más importante para mí ha sido crecer como líder. Ser capaz de darle todo mi conocimiento a los demás. Posiblemente hacia los más jóvenes porque eso es lo que he hecho durante mis últimos años en Sacramento, Chicago y New Orleans”, explicó a LA Times.

“En esta vida todo sucede por una razón. Tener a esos cinco grandes mentores en Boston durante cinco o seis años donde realmente fueron una parte fundamental de mi carrera. Esos muchachos me ayudaron a convertirme en el jugador que soy ahora mismo. Todo lo que he desarrollado hasta hoy. Haciendo lo mismo que ellos me enseñaron a mí. Lo que más me enorgullece es hacer el juego más fácil para mis compañeros. No me importa pensar en cada jugada o cada posesión si es lo que necesitan. Soy una extensión del entrenador en la pista”, añadió.

El jugador, que cumplirá su décimo tercer curso en la NBA, promedió en la temporada regular 8,3 puntos, 8,2 asistencias, 4 rebotes y 1,1 robos en 65 partidos oficiales (63 como titular).