Tom Gores deja en el aire la continuidad de Stan Van Gundy

Detroit sigue buscando su sitio en la NBA. Hace ya cuatro años que eligieron a como guía del proyecto, una decisión que otorgándole plenos poderes –tanto en la oficina como en el banquillo—, esperaban que les devolviese a la élite de la Liga.

No ha sucedido así. Pese al empeño por dar con las piezas correctas en la plantilla, los de Michigan solo han alcanzado una vez los playoffs para salir barridos por Cleveland. Resultado escaso para , propietario del equipo, quien deja claro que en breve se tomarán decisiones que podrían afectar al futuro de Van Gundy.

“Se trata de lo que ocurrió este año y de lo que vayamos a hacer con nuestro futuro. Stan es un jugador de equipo. No estamos ganando lo suficiente, así que tendremos que hablar de eso”, señala a Bob Wojnowski de The Detroit News antes de contestar así a si seguirán con el mismo técnico. “Stan y yo no hemos discutido eso. Creo en Stan, pero es un jugador de equipo, así que ya veremos. Él hará lo correcto para esta franquicia. Pero ahora mismo está ocupado entrenando a este equipo. Iremos desde ese punto”.

Ganar. Esa es la palabra que obsesiona en Detroit y la cual pretenden alcanzar con Van Gundy. Sin embargo, entienden que habrá que acometer cambios. “Stan y yo no tenemos excusas, tenemos que ganar. Tenemos que cumplir y no lo hemos hecho, pero creo que lo haremos. […] Creo que Stan ha hecho un gran trabajo en ciertas áreas creando una buena cultura… Pero no estamos ganando, así que tenemos que ajustar algo. No podemos pecar de obstinados, pero no creo que estemos tan lejos”, sentencia.

¿Paso atrás?

Gores habla del futuro pero no con claridad como para conocer sus intenciones. Lo cierto es que parece algo cansado de la actual dinámica, y quizás por ello quiera ver cómo se maneja el equipo con Van Gundy dejando a un lado sus atribuciones en la oficina y permaneciendo únicamente como entrenador. Perdería peso, pero podría ser ventajoso para el equipo.