Tracy McGrady es homenajeado por los Magic

ya recibió la mayor condecoración posible para un jugador de la NBA al entrar en el Salón de la Fama el pasado mes de septiembre, algo que sin duda le hizo sentirse muy orgulloso. Sin embargo, ello no evita que el dos veces máximo anotador de la Liga reciba como algo realmente especial el ser homenajeado por los Orlando como uno de los mejores de su historia, justo lo que ocurrió coincidiendo con el encuentro que disputaron los de Florida ante Toronto Raptors, conjunto que lo seleccionó en el Draft de 1997.

“Sí, ahora estoy en el Hall of Fame Naismith Memorial, pero hoy es un día realmente especial para mí. A nivel personal, mientras crecía en Auburndale, Florida, mi madre solía venir cada verano cuando jugaba al baloncesto en Orlando… y le contaba que le decía a mis amigos que algún día estaría jugando con este uniforme”, comentó durante la ceremonia de entrada al Salón de la Fama de los Magic.

Lo cierto es que Orlando supuso un punto de inflexión en la carrera de McGrady. Sin sitio para explotar en Toronto, donde su primo Vince Carter le cerraba el camino, arribó a Florida y durante cuatro temporadas, todas como All-Star, guió a los Magic a tres apariciones consecutivas en la postemporada. Especialmente dolorosa fue la del curso 2002-03, la cual concluyó con derrota en primera ronda contra los Pistons tras colocarse 3-1 arriba.

Sus récords

McGrady dejó un huella enorme en Orlando. Fueron cuatro años en los que promedió 28,1 puntos por noche, una marca que no ha podido ser superada por ningún otro jugador. Además, los 62 puntos que firmó contra Washington en 2004 siguen siendo la mejor marca de un jugador con la camiseta de los Magic; es más, tres de los cuatro partidos con más puntos de un jugador de Orlando han sido conseguidos por él. En definitiva, tuvo actuaciones que han pasado a la historia.