Avery Bradley, baja segura hasta playoffs

Los Angeles deberá encarar la recta final de la carrera por los playoffs sin , quien se perderá lo que resta de regular season tras someterse a una cirugía para reparar el aductor y el músculo recto abdominal, informa Adrian Wojnarowski de ESPN.

Según el citado periodista hablamos de un periodo de ausencia que oscilará entre las seis y las ocho semanas, lo que nos dejaría ya a finales de abril. Para que Bradley tenga alguna opción de volver a las pistas este curso los angelinos deben alcanzar la postemporada, y ni así sería seguro.

Lo más sorprendente de la operación es que se haya esperado tanto para acometerla. El 26 de febrero conocimos que el escolta estaba lesionado y por aquel entonces se vislumbraba una baja de tres semanas como mucho. Días después, exactamente el 1 de marzo, se empezó a hablar de cirugía y una previsible ausencia prolongada. 13 días más ha habido que esperar para que se llevase a cabo la intervención.

Con tanto contratiempo Bradley solo ha podido jugar seis encuentros desde que llegase traspasado desde Detroit el 29 de enero. Con esta breve muestra, ya aquejado de molestias, ha aportado 9,2 puntos y 3,7 rebotes por partido.

Agente libre

Este chico formado en Texas ha caído lesionado en el peor momento posible, ya que el próximo verano deberá buscar un nuevo contrato como agente libre sin restricciones. Nadie dudará de sus cualidades –es uno de los mejores jugadores de doble vía de la NBA– y tendrá opciones para elegir, pero el hecho de vivir los meses previos lesionado puede restarle algunos millones.