¿Es realista pensar en los Warriors y Giannis Antetokounmpo?

No es la primera vez que se menciona que a los Golden State se les ha cruzado por delante la idea de intentar ir a por en el verano de 2021, cuando la tormenta griega podría ser agente libre con todo tipo de alevosía. La última en comentar dicha posibilidad ha sido la periodista de ESPN Ramona Shelburne, toda una reputación dentro del mundo mediático deportivo estadounidense.

“Los Warriors siempre han sido una amenaza por Giannis. Uno, es amigo de Steph Curry. Tiene la misma agencia. Sería una construcción difícil de hacer realidad, pero aún puede ser una amenaza”, decía Shelburne en el programa The Jump. “La cosa es saber qué tipo de legado querrá tener él. Si es el tipo de chico que quiere estar con un mismo equipo toda su carrera para llevar un campeonato a Milwaukee o si hará como Kevin Durant y se unirá a un grupo de super amigos…”, volvía a dejar caer.

Lo cierto es que de primeras suena imposible. Cómo iban los Warriors, con lo atestadas que tienen sus cuentas, hacer hueco a un jugador que cobrará un cheque en blanco a partir de 2021. Vemos a continuación las posibilidades a este respecto para desmontar o apoyar esta teoría.

Para empezar, hemos de saber que Giannis será agente libre en 2021 pero que antes de eso su equipo, los Milwaukee Bucks, pueden ofrecerle una extensión de contrato. Será concretamente al final de la temporada venidera, 2019-20, cuando la organización del venado pueda intentar extender el contrato de su jugador más importante en las últimas décadas. De hecho, el griego fue el primer MVP levantado en Wisconsin desde 1974 y Kareem Abdul Jabbar, que recogió hasta tres galardones de mejor jugador de la liga cuando jugaba en Milwaukee.

Así que los Bucks podrán ofrecer el super máximo a Giannis el verano que viene. Las cantidades de dicho contrato serán mucho más que mareantes, algo muy similar a los 196 millones y cuatro años que Portland firmó a Damian Lillard hace un par de meses. El montante sería, incluso, algo superior debido a la escalada ininterrumpida del margen salarial prevista para los próximos años. Hablaríamos entonces de cifras entre 45 y 50 millones por temporada; un auténtico parque temático en formato de contrato profesional a un jugador de baloncesto.

Así que en Golden State tendrían que esperar, primero, a que Giannis respondiera “no” a la tan cuantiosa oferta de los Bucks, cosa que ya es poco probable. El griego fue elegido con apenas 18 años en el Draft (número 15 de 2013) por Milwaukee y resulta impensable que, con el progreso colectivo del último año y todo lo que ha vivido allí, pueda sacar bandera blanca a las primeras de cambio.

Un traspaso

Solo en caso de que Anteto quisiera testar la agencia libre, tendrían opciones los Warriors. Y dichas opciones no serían gratuitas, sino que para poder siquiera negociar con Giannis lo harían desde una posición de neta inferioridad dado que podrían ofrecer al jugador menos dinero que los Bucks. Eso y que para poder acoger un contrato como el que firmará Anteto en 2021 (también podrían ser agentes libres Kawhi Leonard o Paul George ese año) tendrían que emitir como mínimo un traspaso que involucrase a Stephen Curry, Klay Thompson, Draymond Green o D’Angelo Russell.

Todos los jugadores citados se benefician del máximo salarial en la Bahía y su permanencia conjunta es directamente insostenible con una posible escaramuza por Antetokounmpo. Siempre que estén todos en el plantel, no sería viable negociar por el griego.

Y es más, aunque, por ejemplo, Russell no siguiera entonces en San Francisco, a Golden State tampoco le cuadrarían las cuentas para cruzarse en la carrera de Antetokounmpo. Entre Curry (45,7), Klay (37,9) y Green (24) bloquearán alrededor de 107 millones de dólares de cara a la temporada 2021-22; eso significa que los límites de 125 (margen) y 151 millones (impuesto de lujo) serían prácticamente alcanzados ya con las tres estrellas, haciendo imposible la llegada de un nuevo contrato de entre 40 y 50 millones por temporada, menos que en Milwaukee.

Así que, con la ciencia en la mano, parece realmente imposible que los Warriors pudieran incorporar a Antetokounmpo, como se ha venido especulando últimamente. Directamente, llegarían casi la frontera del impuesto de lujo solo ya con sus tres estrellas tradicionales (borrando a D’Angelo) más el griego. Solo con cuatro jugadores en nómina; inviable para hacer una plantilla completa que aspire a pelear por cotas importantes.

Hoy por hoy suena quimérico, imposible, un despropósito. También lo hacía la llegada de Kevin Durant en 2016, por lo que no habría que descartar de manera total cualquier narrativa sin embargo, si los Warriors quieren a Anteto lo tienen bastante crudo.

(Fotografía de portada: Jonathan Daniel/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Isaiah Thomas se perderá el inicio de temporada con los Wizards

Campaña en los Nets para fichar a Carmelo Anthony

Siguiente