Previa NBA 2018-19: Golden State Warriors


Previa de la temporada NBA 2018-19 sobre Golden State Warriors. Datos, resultados de la temporada anterior, un vistazo a su plantilla y a sus futuros agentes libres, los objetivos del curso, el jugador a seguir y un pronóstico sobre la franquicia.

Golden State Warriors

Balance 2017-18: 58-24 (2º Oeste, clasificado para playoffs). Campeón NBA.

Entrenador: Steve Kerr (5ª temporada en el equipo).

Agentes libres más importantes en 2019: Klay Thompson, DeMarcus Cousins y Jordan Bell (restringido).

La plantilla:

Altas: DeMarcus Cousins, Jonas Jerebko, Jacob Evans (Draft), Damion Lee (contrato dual), Marcus Derrickson, Tyler Ulis y Danuel House Jr.

Bajas: David West, JaVale McGee, Omri Casspi y Nick Young.

Siguen: Stephen Curry, Kevin Durant, Klay Thompson, Draymond Green, ¿Patrick McCaw?, Kevon Looney, Shaun Livingston, Damian Jones, Quinn Cook y Andre Iguodala.

Así encaran la temporada

Un año más, Golden State es el equipo a batir. No obstante, si difícil es alcanzar la cima, más lo es aún mantenerse en ella; y los Warriors están en ese punto de inflexión que separa a los ‘grandes equipos’ de las ‘dinastías’. Tres anillos de los últimos cuatro posibles.

No obstante, si en temporada regular funcionan como una tricotosa, los playoffs son otro cantar. Capaces de combinar barridas de las que no se hacen con escoba, sino con aspiradora, con series donde han demostrado en más de una ocasión que de invencibles, nada.

En 2016, antes de perder las Finales ante los Cavaliers, los Thunder de Westbrook y Durant los tuvieron contra la pared. Entonces en Oakland se hicieron con Durantula, y si bien el campeonato de 2017/18 fue coser y cantar, esta primavera los Houston Rockets de Chris Paul y James Harden recordaron, una vez más, que aunque deslumbren como dioses, siguen siendo mortales. Lograron levantar el 2-3 en contra y aún continúan dando las gracias por la oportuna lesión de Paul en el Game 5.

Y es por ello, sabedores de que la Liga se ha transformado en un ‘todos contra los Warriors’ y que los demás contenders se reparten la agencia libre con un solo fin (construir una plantilla capaz de derrocarlos), han optado por dar un paso más en busca de la perfección: ya no serán 4 All-Stars (+Iggy), sino cinco más Iguodala. Un quinteto de los que diseñas en 2K.

Donde antes estuvieran Zaza Pachulia y JaVale McGee, ahora, se espera que desde enero o antes esté DeMarcus Cousins. Si vuelve en su versión pre-lesión de Aquiles, se me ocurren pocas razones para creer que su cuadro de las eliminatorias no será un imperturbable soliloquio.

En caso de no ser así, puede que nos divirtamos un poco. El banquillo, con sus retoques, se mantiene más o menos igual. Si Boogie está para titular, Livingston, Evans (o McCaw si se queda) Iguodala, Looney, Jerebko y Bell son una rotación lo suficientemente solvente y que tendrá como labor, mejorar uno de los pocos lunares del roster de Steve Kerr.

Su banquillo fue, en playoffs, el 4º con menos minutos y el tercero que menos puntos logró anotar; ante contratiempos físicos en cualquiera de su cinco inicial, los Warriors, con sus rivales listos para morder ante el menor signo de debilidad, Carmelo en los Rockets, LeBron en el Oeste, y los Celtics a tope por fin, pueden sufrir.

El jugador a seguir

Conocemos de sobra a la plana mayor. Así que de aquí a Navidad seguiremos de cerca a Jordan Bell —año sophomore y elegido como el futuro en la pintura de los Warriors—, y desde ese momento, no hay más, pondremos la lupa en Cousins.

Lo primero será el cómo, y partir de ahí el qué.

En New Orleans vimos al Cousins más arrollador hasta la fecha en lo individual, y sin embargo eso y compartir pista con Davis, Holiday o Rondo no bastó para que los Pelicans coleccionaran un mejor récord que el que registraron tras su lesión. Por eso, siendo optimistas y recuperando a un buen Cousins –digamos un 80%, algo ya espectacular– habrá que ver como encaja en un sistema en el que si alguna posición es prescindible, es la de ‘5’. No por nada, en la death lineup Kevin Durant ejerce de big man.

Kerr apuesta claramente por el small ball, es cierto, pero también lo es que contará por primera vez con un pívot de los de nueva estirpe. A Cousins no le da miedo al perímetro; es más, le va cogiendo el gusto (2,2 triples lanzados por partidos el curso pasado y 35,4% de acierto). Además, los Pelicans vienen de ser el equipo con mayor pace de la liga (102,72 por encuentro), por lo que el juego vertiginoso de los de San Francisco tampoco será un problema.

Si podrían serlo los 18 tiros por partido que tenía Cousins el año anterior y la necesaria pérdida de protagonismo, en todas las facetas, que implica pasar a jugar rodeado de All-Stars. Tanto talento, esperemos, no termine estorbándose.

La previa de Drafteados

El pronóstico

Elio Martínez, director de nbamaniacs, dará un pronóstico personal y subjetivo sobre lo que cree que hará cada franquicia durante la temporada 2018-19.

Al grano: campeones en 2019 (salvo lesión grave de Durant o Curry, caso en el que también serían los máximos favoritos al título pero necesitando ajustes y mayor esfuerzo).

Anterior equipo analizado: Chicago Bulls. Próximo equipo: Los Angeles Clippers.


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y un chat exclusivo en Discord para redactores y suscriptores.