Previa NBA Los Angeles Lakers 2019-20

Previa NBA Los Angeles 2019-20. Datos, resultados de la temporada anterior, un vistazo a su plantilla y a sus futuros agentes libres, los objetivos del curso, el jugador a seguir y un pronóstico sobre la franquicia.

Los Angeles Lakers

Balance 2018-19: 37-45 (10º Oeste, no clasificado para playoffs).

Entrenador:  (1ª temporada en el equipo).

Agentes libres más importantes en 2020:  (opción de jugador), Kentavious Caldwell-Pope (opción de jugador), JaVale McGee (opción de jugador), DeMarcus Cousins, (opción de jugador), , , Troy Daniels, Kyle Kuzma (opción de equipo), Avery Bradley (opción de jugador).

La plantilla:

Altas: Anthony Davis, , Quinn Cook, Avery Bradley, Jared Dudley, Dwight Howard, Troy Daniels, DeMarcus Cousins, Kostas Antetokounmpo (contrato dual), Zach Norvell (contrato dual), Talen Horton-Tucker.

Bajas: Lonzo Ball, Brandon Ingram, Josh Hart, Michael Beasley, Reggie Bullock, Mike Muscala, Tyson Chandler, Sviatoslav Mykhailiuk, Isaac Bonga, Jemerrio Jones, Moritz Wagner, Ivica Zubac.

Siguen: , Rajon Rondo, Kyle Kuzma, JaVale McGee, Kentavious Caldwell-Pope, Alex Caruso.

Así encaran la temporada

Giro de tuerca en Lakerland. Viendo que con LeBron James no era suficiente, que los ingredientes del guiso que prepararon el curso pasado eran insuficientes para darle el sabor buscado, los angelinos no han cesado en su empeño de reforzarse con otra de las grandes estrellas de la liga. Tener a Anthony Davis en la plantilla catapulta sobremanera las opciones de un equipo que tiene ahora, más que nunca, la obligación no solo de alcanzar los playoffs, sino de dar mucha guerra en ellos. Otro resultado sería visto como un nuevo tropezón y, por ende, una nueva crisis deportiva y casi institucional. Ha de ser el año porque tener a dos de los actuales cinco o seis mejores jugadores de la NBA obliga.

Para hacerse con Davis el núcleo joven del equipo ha tenido que desaparecer por completo. El último reducto es Kyle Kuzma, de quien se espera que rompa sus ataduras actuales y muestre el rendimiento que se le presupone. También ha de ser su año… si es que no es metido como pieza de cambio en alguna operación a lo largo de la temporada. 

La postemporada no pudo empezar de manera más horrible, con la bizarra marcha de Magic Johnson de la presidencia y la sensación de que el equipo comenzaba a desquebrajar el proceso que habían establecido para sus objetivos. Sin embargo, su rápida forma de moverse en el mercado pese al retraso obligado al que estuvieron sometidos por esperar a Kawhi Leonard les ha granjeado un cúmulo de jugadores lo suficientemente potentes como para dar guerra y poder erigirse como uno de los candidatos más serios al título.

Después del fallido intento por Kawhi, los Lakers han logrado firmar una buena tacada de jugadores que establecen una cara bastante aceptable. Véase Danny Green, DeMarcus Cousins, Quinn Cook, Avery Bradley o el renacido Jared Dudley. Además, la incorporación de Dwight Howard por el lesionado Cousins ha sido un movimiento certero viendo las opciones que aún quedaban disponibles a estas alturas del mercado. Y siguen jugadores como Alex Caruso o Kentavious Caldwell-Pope, los cuales en roles concretos pueden ser de mucha utilidad para Vogel.

Y qué decir de un LeBron que ya ha agarrado el sentimiento Laker como suyo y lo ha moldeado hasta lograr una plantilla que muestra muchas de sus apetencias y argumentos para alcanzar los resultados que se presuponen en un jugador de su nivel. Los Lakers se encuentran en una posición realmente favorable para poder luchar por el anillo. Esta vez no son falsas expectativas, deberían ser de verdad. Y todo sin olvidarnos de que se trata del verano en el que LeBron más ha descansado desde 2004.

El jugador a seguir

Anthony Davis tiene ante sí la oportunidad que tantos años ha buscado en Pelicans y que tantos años se le ha negado por las bajas aspiraciones que acababa proyectando la franquicia de New Orleans. Davis ha aceptado el reto de ser el Sancho Panza de LeBron y ambos tienen que ser capaces de elevar exponencialmente el tono de los Lakers. 

La Ceja va a ser el dueño de la pintura angelina; amenaza en una posición que lleva demasiados años abandonada en el conjunto de oro y púrpura. Si las lesiones le respetan, algo que solo ha conseguido en ls temporadas 2016-17 y 2017-18, estamos hablando de uno de los tándems top de toda la liga. Con lo que ello supone. Y en el fondo, se trata de que Davis ofrezca un cambio en su forma de competir. El letargo de los Pelicans acabó y ahora encara un nuevo rol. Ha de poder soportar esa presión por ganar partido sí y partido también, incluso aunque sus monstruosas y habituales estadísticas no ofrezcan el mismo look de siempre. 

Previa NBA Los Angeles Lakers, el pronóstico

Elio Martínez, director de nbamaniacs, dará un pronóstico personal y subjetivo sobre lo que cree que hará cada franquicia durante la temporada 2019-20.

No tengo muchas dudas: creo que los Lakers están entre los cuatro mejores equipos de la NBA y pueden ser considerados como uno de los grandes favoritos al título. Pero los playoffs son una cosa y la temporada regular, otra. Habrá percances físicos, ¿traspasos?, fichajes en el mercado de buyouts dudas, drama y otro tipo de impedimentos. Por muy favoritos que sean, los Lakers sufrirán derrotas por doquier en regular season y en mis previsiones los sitúo entre la segunda y la quinta posición del Oeste ya que habrá pocas diferencias entre los conjuntos que se muevan en ese rango. Llegados los playoffs será otro cantar y nadie se querrá encontrar con ellos.

Anterior equipo analizado: Sacramento Kings. Próximo equipo: Los Angeles Clippers.

(Fotografía de portada de Yong Teck Lim/Getty Images).


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Parte del vestuario cree que Marquese Chriss tiene sitio en los Warriors

La crisis de China podría afectar al límite salarial en la NBA

Siguiente