Caris LeVert continúa de dulce y Brooklyn arrolla a San Antonio


Para desgracia de los San Antonio Spurs, que ven impotentes como abril se viste cada vez más y más de mes vacacional, Caris LeVert sigue en estado de gracia. Tras un febrero fantástico en el que superó los veinte puntos hasta en seis ocasiones, marzo lo arranca como un ciclón. Los 51 puntos del pasado miércoles ante Boston los acompañó anoche con el primer triple-doble de su carrera (27 puntos, 11 rebotes y 10 asistencias) y lideró a los Brooklyn Nets en un triunfo tremendamente cómodo frente a unos Spurs sumidos todo el encuentro en una profunda empanada (120-139).

“Cualquiera que haya visto de cerca a Caris desde que está en la liga te dirá que estas exhibiciones no le sorprenden en absoluto”, le agasajaba su compañero Joe Harris al término del choque.

El partido quedó rápidamente resuelto en la primera mitad; en el ecuador del segundo cuarto, los neoyorkinos ya ganaban por treinta (61-31), bastándoles con gestionar esa renta el resto de la velada.

Kenny Atkinson, con la baja de Irving, sigue apostando por el dúo titular de Caris LeVert y Spencer Dinwiddie, colocando a Joe Harris de ‘3’, lo cuál ofrece un gran dinanismo al equipo desde el principio de los partidos. Y frente a los tejanos los tres arrancaron de manera sensacional. Dinwiddie sumó 19 tantos y 9 asistencias, y Harris 24 puntos con un 9 de 14 en tiros de campo (y son ya 52 noches consecutivas anotando al menos un triple… en cuanto repita ‘esto’ dos veces más tendrá el récord de Curry [157] a tiro).

Banca despierta

Desde la suplencia, destacó la confianza de Atkison en Luwawu-Cabarrot, quien aprovechó su casi media hora de juego para anotar 19 puntos, y los 13 de un activadísimo Chiozza (que saltó a las portadas tras el triple crossover que le llevó a lo más alto del top-10 hace dos jornadas) y un DeAndre Jordan eficaz en el pick and roll (12 puntos y 10 rebotes).

Inoperantes

La defensa de los Spurs hizo aguas en todo momento, tanto en la defensa zonal como en la individual, viendo como sus filas eran rotas y atravesadas una y otra vez. DeMar DeRozan, con 24 puntos y 9 asistencias, volvió a ser el mejor de los suyos bajo un planteamiento de bajitos (Murray y White en el backcourt, con Forbes de ala, DeRozan de ‘4’ y Lyes de ‘5’ abierto) que estuvo lejos de dar frutos esta madrugada.

“Hemos defendido de forma vergonzosa. Muy blandos”, sentenciaba un Gregg Popovich que volvía a ocupar su asiento de head coach relegando a Tim Duncan a su puesto auxiliar.

Con esta derrota (novena en los catorce últimos encuentros), San Antonio pierde la oportunidad de acercarse a unos Grizzlies que también cayeron anoche ante Dallas, mientras que los Nets se mantienen firmes en el 7º lugar del Este, sin poder confiarse en exceso pues los Washington Wizards, únicos aspirantes a irrumpir en los playoffs, siguen sin dar todavía su brazo a torcer.

(Fotografía de portada de Abbie Parr/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y un chat exclusivo en Discord para redactores y suscriptores.