Chris Paul se resintió del hombro, pero espera jugar el siguiente partido


El hombro de Chris Paul está siendo un continuo tira y afloja entre el jugador y el cuerpo técnico de los Suns. Tras lesionarse en el primer partido y tener que retirarse a vestuarios en dos ocasiones, Paul ha jugado con dolor durante los tres partidos siguientes. En ocasiones, teniendo que ser apartado por la sensatez de Monty Williams. Lejos de su rendimiento, el estado físico de CP3 ha ido mejorando encuentro a encuentro, pero durante el quinto partido, un forcejeo con Wesley Matthews cuando los Suns iban ganando de más de 30 puntos en el tercer cuarto volvió a helar la sangre de los de Phoenix.

El base pudo tirar los tiros libres, pero inmediatamente ponía rumbo al banquillo y no volvería a jugar. Al final del partido, preguntado por el agravamiento de su estado, reconoció estar asustado. “He estado hablando con Kyle Lowry, que sufrió una lesión similar el año pasado. No sé, solo siento una tremenda incomodidad. Una especie de impotencia”. Las declaraciones terminaron de poner el vello de punta al entorno de la franquicia.

Los exámenes médicos aún no han determinado ninguna novedad con respecto a la supuesta recaída. Pero Monty Williams se mostraba optimista. “Cuando vino al banquillo dijo que seguía teniendo fuerza en el brazo. Y parecía estar bien, pero preferimos esperar a mañana, cuando se despierte y nuestro equipo médico pueda darnos un veredicto”. Eso será hoy mismo, así que no habrá que aguardar demasiado al estado de una de las lesiones más determinantes entre los candidatos a la Conferencia Oeste. Aunque por desgracia no sea la única.

(Fotografía de portada de Christian Petersen/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.