Los Knicks se llevan un duelo repleto de bajas


Los New York Knicks sumaron en la pasada noche su tercera victoria consecutiva y la cuarta en las últimos cinco jornadas al imponerse en Milwaukee por 102 a 96.

El conjunto de Tom Thibodeau contaba con las importantes ausencias de Julius Randle (muslo derecho contusionado) y Reggie Bullock (esguince de tobillo), y además perdieron al pívot Mitchell Robinson en el primer cuarto tras sufrir una fractura en su pie derecho.

A pesar de todo ello aprovecharon que los Bucks jugaban sin cuatro de sus cinco titulares para sumar un ajustado triunfo en la recta final gracias un triple de Alec Burks que ponía el 99-96 a falta de 01:19 minutos por disputarse, y posteriormente anotaría un tiro libre clave tras falta técnica cuando restaban únicamente 8 segundos.

“Esto es la NBA. Fue una situación un poco diferente, pero encontramos la forma de ganar al salir ahí fuera”, admitió R.J. Barrett a ESPN.

El canadiense guió la ofensiva Knickerbocker con 21 puntos, 7 rebotes y 7 asistencias, seguido por el citado Burks con otros 21 tantos, a los que agregó 10 rebotes y 5 asistencias.

Desde la segunda unidad Nerlens Noel se marchó hasta los 31 minutos para obtener 6 puntos, 11 rebotes y 3 tapones, e Immanuel Quickley y Derrick Rose aportaron 13 tantos cada uno.

“Llegas a un partido, analizas todas tus posibilidades y siempre quieres estar listo”, señaló Tom Thibodeau. “Y luego tienes un número de muchachos que están fuera, y tienes una lesión para todo el partido, y luego te enfrentas a una defensa zonal durante toda la noche. Todo se reduce a tu capacidad para superar cualquier desafío y encontrar la forma de ganar”, explicó.

Por su parte, los Bucks tampoco estuvieron exentos de problemas, ya que no pudieron jugar con cuatro de sus cinco titulares. Causaron baja Giannis Antetokounmpo (esguince de rodilla), Khris Middleton (contusión de cadera), Donte DiVincenzo (fascitis plantas) y Jrue Holiday (contusión de rodilla). Además, el ex Knickerbocker, Bobby Portis, tampoco pudo vestirse de corto por los protocolos COVID-19.

A pesar de todos los problemas los Bucks se mantuvieron en el partido hasta entrada la recta final. Thanasis Antetokounmpo fue el máximo exponente con 23 puntos y 10 rebotes, seguido por Jordan Nwora con 21 tantos.

“Creo que su competitividad y su unión fue realmente buena”, destacó Mike Budenholzer. “Trabajé a la defensiva, encontré muchas formas de atacar. Muchos aspectos positivos. Por supuesto me gustaría ganar, pero la forma en la que compitieron, eso es lo que queremos”, agregó.

El retorno de Rose

Derrick Rose volvía a los terrenos de juego tras superar el COVID-19. El veterano base no jugaba un partido oficial desde el pasado 28 febrero para rozar la treintena de minutos de juego y obtener 13 puntos y 2 robos de balón.

“Mi ritmo estaba siendo bastante bueno. Me hizo saber todo lo que estaba haciendo en cuanto al acondicionamiento, que estaba en el camino correcto. Estoy feliz por haber ganado. Ha sido un partido muy extraño”, admitió.

(Fotografía de portada: Stacy Revere/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.