Los Thunder siguen sin ganar pese al regreso de Westbrook

Los Sacramento dieron la sorpresa en el Chesapeake Arena y sumaron su primera victoria del curso a costa de los Oklahoma City por 120-131. Los de Dave Joerger firmaron una actuación muy sólida y dominaron el partido casi de principio a fin, resarciéndose así de la dolorosa derrota del pasado viernes ante los Pelicans en la que encajaron 149 puntos. De hecho, Oklahoma no estuvo por delante desde el 36-34 de inicios del segundo cuarto, y la desventaja llegó a alcanzar los 15 puntos en varias ocasiones.

, que fue titular por primera vez desde su llegada a Sacramento, fue el máximo anotador de los suyos con 26 puntos tras convertir 9 de sus 13 lanzamientos, aunque hasta siete jugadores visitantes lograron llegar a los dobles dígitos en anotación. Entre ellos, cabe destacar a De’Aaron Fox, que firmó un doble-doble de 22 puntos y 10 asistencias y acumuló un parcial de +16 en sus minutos en cancha. Además, el rookie Marvin Bagley se fue hasta los 13 tantos pese a no vivir una noche especialmente acertada en el tiro.

En los Thunder, jugó su primer partido desde su operación de rodilla en el mes de septiembre, y lo hizo al gran nivel al que acostumbra. El base alcanzó los 32 puntos, 12 rebotes y 8 asistencias, quedándose a muy poco del triple-doble, aunque no estuvo demasiado fino ni en el triple, desde donde se quedó en un 1/6 de acierto, ni desde el tiro libre, donde su porcentaje fue del 45,5%. Estuvo bien secundado por Paul George, que acabó el partido con 29 puntos, 6 rebotes y 3 robos.

Un batacazo inesperado

Si bien las derrotas ante Warriors y Clippers en ausencia de Westbrook entraban dentro de lo imaginable, caer ante Sacramento en el debut como locales y con todas las estrellas disponibles roza lo inadmisible para los Thunder. Ya el año pasado los de Billy Donovan demostraron ser capaces de lo mejor y de lo peor, pero partidos como el de anoche no se les pueden seguir escapando si quieren ocupar los puestos nobles del Oeste. Al fin y al cabo, estos Kings están llamados a ser uno de los equipos que menos partidos ganen de la Liga.

Pese a que el regreso del ex MVP es fundamental para el equipo, parece que la baja de André Roberson continúa pesando, pues los 131 puntos encajados ante un equipo a priori bastante inferior no hablan nada bien del desempeño defensivo de Oklahoma. Los Thunder echaron también en falta la aportación de hombres con un rol menos estelar, ya que entre Westbrook y Paul George sumaron entre los dos la mitad de canastas en juego del equipo: 23/46. Schröder estuvo especialmente errado en el tiro con un 5/16, Adams firmó un doble-doble con 10 puntos y 14 rebotes pero está llamado a aportar algo más, y en el resto de la plantilla ninguna actuación pasa de discreta.

Los Thunder tratarán de estrenar su casillero la noche del jueves ante los Boston Celtics, un rival que se antoja realmente complicado. Los Kings, por su parte, buscarán su segunda sorpresa consecutiva a domicilio visitando el martes el Pepsi Center, donde se medirán a unos Denver Nuggets invictos.