Detroit insiste en traspasar a Stanley Johnson

La oficina de los no ha terminado su trabajo con la llegada de Blake Griffin. Tras adquirir al ala-pívot All-Star, quien ha provocado que el gasto en salarios haya aumentado de cara al futuro con un gran contrato, los de Michigan quieren mover algunas piezas para aligerar costes.

podría ser la primera víctima de esta estrategia. Según informa Steve Kyler de Basketball Insiders, en la oficina de Detroit han intensificado las gestiones para dar salida al alero, cuya evolución no ha terminado de convencer tras una buena temporada de rookie 2015-16.

Los Pistons saben a quién quieren soltar y también a quién desean a cambio. El citado periodista afirma que la idea es lograr hacerse con . Más allá de sus cualidades baloncestísticas y de lo que pueda aportar de aquí a final de campaña, en Detroit interesa el hecho de que acaba contrato en verano de 2018. Claro que para que esto funcione primero los Jazz deben querer hacerse con Johnson.

Reducir el gasto en salarios para el curso 2018-19 no es un capricho. Tras completar el intercambio con Clippers tienen garantizados hasta 111,9 millones de dólares para la siguiente campaña concentrados en nueve jugadores; es decir, si quieren montar una plantilla interesante alrededor de Griffin y Drummond necesitan hacer algo.

¿Y Fournier?

Al igual que Hood, es un tirador que podría aportar mucho al esquema de Van Gundy, y por el que los Pistons se interesaron ya a principios de enero. La cuestión es que en estos momento no encaja para nada en el cometido de ahorrar dinero, ya que el pasado mes de septiembre firmó por 5 años y 85 millones de dólares. Parece que tendrán que esperar para ir a por el francés.