Finales-NBA

Los propietarios votarán hoy el cambio de sistema en las Finales NBA

La Junta de Gobernadores de la NBA se reúne hoy miércoles para votar el cambio del sistema de las Finales al habitual 2-2-1-1-1 del resto de eliminatorias.

La mencionada junta está formada por propietarios de franquicias NBA y se espera que apruebe el cambio que ya recomendó el Comité de Competición. Según NBA.com, el nuevo formato se introduciría en las Finales de 2014.

La NBA cambió el sistema de las Finales del 2-2-1-1-1 al 2-3-2 en 1985 debido a los largos desplazamientos que debían realizar jugadores, técnicos, directivos y enviados especiales de medios de comunicación, cada año un grupo más numeroso. Entre 1980 y 1984, cuatro de las Finales se disputaron entre Los Ángeles y Philadelphia o Boston, por lo que la liga decidió que debía acabar con tantos desplazamientos cruzando el país de costa a costa.

Pero con el paso de los años, los viajes se han vuelto más cómodos para los jugadores, quienes ahora viajan en aviones especiales sin tener que pasar por rutas comerciales como sí hacían en décadas anteriores.

Los medios de comunicación se llevarán la peor parte ya que los enviados especiales sí viajan en aviones comerciales y tienen que pasar por los habituales y largos procesos de seguridad en los aeropuertos, pero la NBA quiere que el formato de partidos sea lo más justo posible con el equipo que mejor récord ha conseguido durante la temporada regular.

Tradicionalmente se ha considerado que el formato 2-3-2 penalizaba en cierto modo al equipo con mejor récord de victorias, pues la ventaja de campo no es tan importante en una serie con ese calendario de partidos que en el habitual del resto de series de Playoffs, 2-2-1-1-1.


Canal Telegram
nbamaniacs no termina aquí. Síguenos en nuestro canal privado de Telegram para estar al día de la NBA.
  • straw

    Parece lógico que se use el formato 2-2-1-1-1, con el formato 2-3-2 puede darse el caso de que el equipo con peor récord se ponga por delante 2-3, ganando ambos equipos sus partidos en casa.