Sí, a Manu Ginóbili se le empiezan a notar los años

Hace alrededor de 30 horas publicamos una noticia haciéndonos eco del final del partido entre San Antonio y Milwaukee que terminó cayendo del lado de los de Wisconsin por 107 a 109. Un resultado sorprendente en un partido que tuvo un final muy llamativo: con el tiempo acabándose y los Spurs por debajo, diseño una jugada para que el último tiro lo tuviese . Sin embargo el argentino erró el lanzamiento de una forma clamorosa, dando en el canto del tablero.

Los habituales lectores argentinos de nbamaniacs leyeron la noticia y la comentaron sin crítica alguna, reflejando su pesar por la derrota y poco más. Pero un tuit publicado horas después desató la furia de muchos. “A Ginóbili se le empiezan a notar los 39 años”, decíamos, enlazando a la noticia del partido en el AT&T Center. Un mensaje sin maldad, simplemente haciendo constatar que un jugador de la clase de Manu había cometido un tiro malísimo que había dado al canto del tablero, totalmente desviado.

Pero en lugar de que el tuit fuese recibido con la intención que tenía —que un súper clase como Ginóbili al fin estaba dando ciertas muestras de ser humano y se le empezaban a notar los años tras más de una década de producción prodigiosa—, dos o tres cuentas de Twitter argentinas comenzaron a hacerlo ver como un ataque y crítica despiadada hacia Ginóbili mezclado con una aparente confrontación contra Argentina, con la consiguiente cascada de críticas, insultos y faltas de respeto que recibió nuestro medio. A muchos de ellos se les explicó por Twitter que el tuit ni era desafortunado, ni tenía mala intención y ni siquiera era una crítica, simplemente se repetía una y otra vez que lo que queríamos reflejar es que a un jugador histórico como Ginóbili se le empezaba a notar la edad, algo obvio. Por el tiro fallado de esa forma, por sus puntos por partido, por los porcentajes, por los minutos que juega, por quedarse calvo, por varios motivos. Nadie puede escapar al paso del tiempo y es evidente que Manu tampoco.

Los jugadores NBA ven disminuir sus porcentajes de tiro con el paso de los años, al igual que sus puntuaciones y otros datos estadísticas. Jugadores legendarios y longevos como Ginóbili extienden sus carreras más allá de lo habitual adaptando su juego, modificando aspectos del mismo para aportar cosas diferentes que sus entrenadores suelen valorar mucho. El caso de Ginóbili.

Datos por 36 minutos

Pero una cosa no quita la otra. Recordar que las prestaciones de un jugador disminuyen no conlleva una crítica asociada de forma automática, simplemente se constata que el jugador ha entrado en otra fase de su carrera y en esa fase pueden sucederse hechos poco habituales, como que por ejemplo Manu Ginóbili realice un pésimo tiro para decidir el partido o que Kobe Bryant tenga los peores números tras 20 años en la NBA.

Es evidente que los números por partido de Ginóbili tenían que bajar; juega menos que nunca (19,1), por lo que también tira poco, la temporada de menos tiros intentados (6,7) desde su año de novato (5,8). Como no vale comparar datos de un jugador que en temporadas ha promediado más de 30 minutos y ahora no llega a 20, hay que echar mano de las estadísticas proyectadas a 36 minutos para ver que sí, que su producción ha bajado. Su segunda temporada de peor anotación, asiste menos que en años anteriores y su porcentaje en tiros de campo ha descendido de forma espectacular hasta el 37,1%.

También hay datos buenos que hacen referencia a su adaptación a un nuevo estilo de juego por la edad: rebotea, roba y pone tapones a un ritmo mayor que en las últimas cuatro temporadas, así como su mejora en el acierto en triples (40%), el mejor dato de sus últimos años pese a que está lanzando más triples que nunca. Significativo y señal de que sí, de que se le nota la edad y ha adaptado su juego, concentrándose en otros aspectos en los que sigue siendo un maestro y lanzando más de tres para evitar penetraciones y tiros en carrera que es algo que ya no puede hacer como antes.

En el siguiente gráfico con diversas pestañas se puede comparar la producción de Manu Ginóbili a lo largo de su carrera en estadísticas de ataque, de defensa e individualmente (puntos, porcentajes, rebotes, asistencias, robos, tapones, balones perdidos). Todos son datos proyectados a 36 minutos basados en los números de Basketball Reference.

La tabla con sus principales números de ataque a 36 minutos por encuentro.

AÑOEDADTC%3P%PTS
2002-032543,8%34,5%13,2
2003-042641,8%35,9%15,7
2004-052747,1%37,6%19,5
2005-062846,2%38,2%19,5
2006-072946,4%39,6%21,7
2007-083046,0%40,1%22,6
2008-093145,3%33,0%20,8
2009-103245,4%37,7%20,7
2010-113343,3%34,9%20,7
2011-123452,6%41,3%20
2012-133542,5%35,3%18,2
2013-143646,9%34,9%19,5
2014-153742,6%34,5%16,7
2015-163845,3%39,1%17,6
2016-173937,1%40,0%14,6

Esperamos que este texto sirva para exponer que efectivamente Manu no es el que era y puede fallar mucho más que antes debido a su edad, algo lógico y que para nada significan críticas o la petición de su retirada. Ginóbili es una leyenda del baloncesto mundial.


Apoya a nbamaniacs y consigue acceso a contenido extra varias veces por semana. Aquí te contamos cómo hacerlo.