Gordon Hayward reconoce seguir teniendo molestias tras los partidos


El regreso a las pistas de Gordon Hayward no está siendo ni mucho menos sencillo. Tras prácticamente un año apartado del parqué, el alero está afrontando este inicio de temporada como una especie de periodo de rehabilitación, y sus dificultades para adaptarse al ritmo de la competición son más que evidentes. De hecho, el propio jugador ha reconocido que sigue sintiendo dolor en algunas zonas tras los encuentros.

“Durante el partido no sientes nada por la adrenalina del momento, pero después empiezas a notar el dolor” admitió. “Es realmente molesto estar sufriendo molestias después de sentir que en el partido no ha pasado nada. Es algo por lo que nunca he pasado, por lo que es difícil saber cómo evolucionará”.

Debido a estas molestias, Hayward continúa con una restricción de minutos de alrededor de 24 por partido. La profundidad de su plantilla permite a los Celtics ser cautos al respecto, y de hecho Brad Stevens declaró no tener claro cuándo podrá contar al 100% con el alero: “Todavía no me han dicho que haya una fecha fijada para que este proceso acabe, pero esperamos que sea más pronto que tarde. Todo dependerá de cuánto dolor vaya sintiendo en los próximos partidos” dijo.

Lenta recuperación

En los cuatro choques que ha disputado hasta ahora (descansó ante los Knicks al tratarse de un back to back) Hayward está promediando 10 puntos y 4,6 rebotes en 24 minutos, cifras correctas pero claramente por debajo del rendimiento que ha demostrado poder ofrecer. Pese a que su buen tiro y su inteligencia en defensa le permiten aportar en los dos lados de la cancha, su nivel físico es aún notablemente inferior al del resto, algo que queda evidenciado, por ejemplo, cada vez que intenta atacar la canasta. Esto irá mejorando a medida que vaya jugando más minutos, pero los mencionados dolores pueden suponerle un problema a la hora de tener continuidad.

La gran ventaja para el alero es que la franquicia no tiene prisa. Conscientes de la complejidad de la situación, no están están ni mucho menos forzándole, y parece que están dispuestos a que la recuperación se alargue más de lo previsto si esto evita un riesgo de recaída que haga a Hayward perderse una nueva postemporada. No obstante, si el proceso sigue avanzando tan lentamente podría acabar frustrando al jugador a nivel anímico.


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y un chat exclusivo en Discord para redactores y suscriptores.