Marcin Gortat afirma que no le gusta la posición en la que está jugando

no está como quisiera de contento con su posición en la cancha. El pívot se siente más alejado de la canasta, que es donde realmente puede incrementar su rendimiento, y afirma que hablará con su entrenador Randy Wittman para intentar llegar a una solución.

“No me gusta la posición en la que juego”, ha señalado el jugador polaco en declaraciones para Washington Post. “Estoy constantemente más y más lejos del aro. Ése no es mi juego. Soy capaz de hacer una o dos jugadas algo más lejos de canasta, pero donde me siento cómodo es en la pintura“.

Estas palabras vinieron justo tras la derrota del sábado ante los Clippers, donde Gortat anotó 6 puntos con un 3 de 10 en lanzamientos de campo. En lo que va de temporada, está promediando 13,1 puntos y 9 rebotes en 34,4 minutos por encuentro.