Memphis aprovecha las bajas de OKC para estrenarse en la burbuja


En su quinto partido en Orlando, los Grizzlies han logrado frenar ligeramente su caída libre. Los de Tennessee sumaron su primer triunfo desde la reanudación al imponerse a los Thunder por 121-92, lo que les da algo de espacio con respecto a sus perseguidores y les ayuda a aferrarse a un octavo puesto que parecía casi garantizado con el actual formato pero que se ha ido complicando. Con este triunfo, alcanzan un total de 33, uno más que los Blazers, su más inmediato perseguidor, y dan un paso definitivo para alejarse del resto de aspirantes a la última plaza de playoffs.

No obstante, la tarde no empezó tan alegre para los de Jenkins, que arrancaron el choque viéndose muy superados. Oklahoma City llegó a mandar por 19-37 cuando el duelo estaba aún en el primer cuarto, pero Memphis fue poco a poco entrando en el partido y acabó dominándolo con cierta comodidad. Una vez que tomó la delantera en el segundo periodo no volvió a verse por detrás, y manejó con comodidad una segunda mitad en la que los Thunder solo anotaron 32 puntos.

Con Jaren Jackson Jr. ausente, los Grizzlies estuvieron comandados por Dillon Brooks, quien no necesitó más de 26 minutos para irse hasta los 22 tantos en una buena serie de tiro (10/18). Le siguieron Ja Morant y Jonas Valanciunas, ambos con 19 puntos, a los que el base añadió 9 asistencias y el lituano 11 rebotes. Además, la amplia ventaja permitió a Jenkins repartir los minutos, dando descanso a sus titulares y permitiendo que hombres menos habituales como Yuta Watanabe o John Konchar pisasen el parqué.

Unos Thunder mermados

OKC, por su parte, se presentó en el partido con varias bajas que impidieron que el equipo rindiera a su máximo potencial. A las ya conocidas ausencias de Dennis Schröder y Terrance Ferguson se sumó la de Steven Adam, lo que acortó aún más la rotación de Donovan e impidió a los Thunder resultar tan competitivos como podrían. Si bien hombres como Chris Paul o Luguentz Dort, que se fueron hasta los 17 y 16 puntos, cumplieron, en general el equipo estuvo muy gris y fue un rival cómodo de recibir para Memphis.

Cierto es que a los de Oklahoma no se les había perdido nada en el VISA Athletic Center, pues aunque perdieron la oportunidad de empatar con los Rockets por la cuarta plaza del Oeste se trata de un aliciente bastante menor en el actual contexto. Dada la falta de un factor cancha real y las dudas acerca de qué camino resulta más conveniente en playoffs, no arriesgar y esperar a las eliminatorias parece la decisión más sensata.

(Fotografía de portada: Pool/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y un chat exclusivo en Discord para redactores y suscriptores.