Trae Young insiste en sus diferencias con Curry

Y es normal. Cuando uno llega a la NBA y tiene la presión de demostrar que merece un sitio –y no uno cualquiera, sino entre los mejores jugadores de un determinado Draft–, trabajar con el ruido constante de ser comparado con un dos veces MVP no ayuda. Por eso, porque lo mejor es distanciarse aunque se compartan rasgos, repite que no es como Curry aunque haya ciertos parecidos.

“Hay algunas diferencia. El estilo de juego, la forma de desenvolvernos, las oportunidad para manejar el balón, las jugadas en aclarado… Cosas así. Ambas lanzamos muy bien, pero él lo está haciendo a un nivel por encima del resto. Probablemente es el mejor tirador de todos los tiempos. Definitivamente haya similitudes, pero también diferencias”, explica a Bleacher Report.

Los jugadores calcados no existen, pero basta con ver un partido al novato de Atlanta Hawks para entender que de los chicos que han llegado en los últimos tiempos a la Liga es él quien más se parece. Físico similar, el triple como principal arma… y hasta unos números similares en sus años de rookie. Así, si Young está actualmente en 17,5 puntos, 3,4 rebotes y 8,2 asistencias, Curry se marchó en su primer curso hasta los 17,5 puntos, 4,5 rebotes y 5,9 asistencias. Similares, que no iguales.

Cuestión de matices

Si alguien conoce a Young en la NBA ese es su entrenador, Lloyd Pierce. Pese a que aún están en periodo de aprendizaje, el técnico de la franquicia de Georgia cree que la mayor diferencia entre ambos es el juego con y sin balón. “Creo que son diferentes. Cuando Steph salió de Davidson era, y eso, uno de los mejores jugadores jugando sin el balón. Trae llega a la NBA tras ser el líder en asistencias en la universidad, y muchos de sus triples llegaron tras driblar. Trae está acostumbrado a tener el balón en sus manos, y cuando legó Curry era justo lo contrario”, sentencia.