Cleveland, en conversaciones con David Nwaba, Luke Babbit y Trevor Booker

Cleveland se repone poco a poco de un hecho que, por previsto, no deja de marcar un antes y un después en la franquicia de Ohio. Se van a cumplir tres semanas del adiós de a los , rumbo a los Lakers, y desde la gerencia de los Cavs trabajan para diseñar el porvenir.

Channing Frye y la firma de su número 8 del Dtaft de 2018, el prometedor , son los movimientos importantes que ha realizado Cleveland. Pero, obviamente, no será los únicos. La entidad vive entre rumores sobre posibles salidas como la de Kyle Korver a los Hawks, mientras que trabaja para edificar un bloque sólido con algunas incorporaciones.

Nwaba, Babbit y Booker

Son los tres nombres que reporta cleveland.com en los que se han interesado los Cavaliers, con mayor o menor intensidad. Los tres, agentes libres sin restricciones, si bien con el que más acercamiento ha habido ha sido con , al que los Bulls retiraron hace unos días la oferta cualificada, lo que le dejaba total libertad para negociar su futuro.

En ese sentido, el escolta tiene interés en unirse a los Cavaliers, que podrían dotar a su primera o segunda línea de un dotado defensor, aunque algo carente de tiro. En los casos de Lukke Babbit y de , las conversaciones han sido más testimoniales, señala cleveland.com. Además, los Cavaliers negocian con Rodney Hood, sobre el que tienen la última palabra ya que le extendieron una oferta cualificada por valor de 3,4 millones de dólares, los que le permitirá igualar cualquier propuesta externa de otra franquicia de la NBA.

Sin LeBron, más espacio salarial

Era El Rey de Cleveland pero su inmenso salario hacía que los Cavs estuvieran siempre en la lista de pagadores del impuesto de lujo. Algo que, de momento, no sucede en este curso, donde tienen firmados 109 millones de dólares en nóminas cuando el Luxury Tax se coloca en 123 millones. Al irse a los Lakers, James deja más de 35 millones de dólares libres.

La gerencia de Cleveland, que ha apuntado a cleveland.com que no le obsesiona volver a ser pagador del impuesto de lujo, dispone de algunas herramientas para incorporar jugadores sin elevar la factura demasiado. Así, del traspaso hace un año de Kyrie Irving, tienen una Trade Exception por valor de 5,8 millones de dólares, que la pueden usar para dar cabida a alguien. Eso sí, que se den prisa, pues caduca el próximo 22 de agosto. Otras excecpiones de traspaso que poseen los Cavaliers son la de 2,5 millones por la salida de Richard Jefferson en octubre de 2017 y la de 1,3 por la marcha de Kay Felder, en la misma fecha. Ambas caducan en octubre de 2018.

Junto con ello, los Cavs disponen de una Non-Taxpayer Mid-Level Exception por valor de 8,6 millones de dólares y una Excepción Bianual de 3,3 millones de dólares.