DeMarcus Cousins jugará un año con los Warriors por 5,3 millones de dólares

Golpe de efecto de los , que han sabido responder al fichaje de LeBron James por los Lakers con un movimiento espectacular. Según adelanta en primera instancia Shams Charania, para Yahoo Sports, el pívot ha llegado a un acuerdo con Golden State para jugar en Oakland durante la 2018-19 El center lo hará a cambio de 5,3 millones de dólares.

‘Taxpayer Mid-Level Exception’

Los Warriors, pagadores del impuesto de lujo, muy limitados salarialmente y con pocas opciones en este sentido, han hecho una jugada maestra para incorporar a una de las figuras clave de esta agencia libre. Golden State incorporará a Cousins usando la Taxpayer Mid-Level Exception. El center deja NOLA, los Pelicans, donde llegó traspasado en febrero de 2017 vía Sacramento. Un año después cayó gravemente lesionado, el pasado mes de enero, y la rotura del tendón de Aquiles le dejó fuera de acción no solo todo lo que restaba de curso 2017-18, sino el año natural 2018 casi por completo. Se prevé su regreso para el primer tercio de la 2018-19.

Y esa vuelta la hará con la camiseta de los actuales campeones de la NBA, que suplen la salida de JaVale McGee camino a los Lakers con un reemplazo de quilates. De hecho, el trabajo del General Manager de los GSW, Bob Myers, aquí es impecable, porque lleva a La Bahía una pieza de nivel superior a la que se marcha.

Los Warriors querían un pívot para apuntalar su juego interior. Pensaron en DeAndre Jordan, se les asoció el nombre de Dwight Howard pero finalmente ha sido Cousins el que reforzará esos puestos altos. Lo hace a un precio razonable, la única vía que tenía Golden State para conseguirlo. Esos 5,3 millones de dólares bajo el manto de un proyecto con todas las garantías han primado a la hora de decidir sobre el suculento proyecto de los Lakers, con LeBron a la cabeza. Sea como sea, otra estrella de la NBA que encuentra acomodo rápido en esta agencia libre. Y de nuevo en el Oeste. El salvaje Oeste.

Diversas ofertas

Antes de su terrible lesión, Cousins era candidato este verano a firmar un contrato por el máximo. Tras caer en desgracia, su cartel en el mercado para la agencia libre se ha visto debilitado, lo que no supone que no tuviera propuestas, pero no tan lustrosas como pudiera haber tenido de estar sano. Según señala Charania, varias franquicias llamaron a sus puertas: los Pelicans, para renovarlo, los Mavericks y los Wizards. Junto con ellos, Portland valoró la vía del sign-and-trade y Boston, en última instancia, fue el candidato más feroz en la pelea por arrebatarle a Cousins a los Warriors, como apunta Chris Haynes para ESPN. En el caso concreto de Porltand y el sign-and-trade, el camino se vio obstaculizado por el hecho de que Cousins y Jusuf Nurkic, agente libre restringido, comparten el mismo agente.

La versión de Cousins: cero ofertas

Sin embargo, esta información contrasta con el punto de vista aportado por el protagonista principal de toda esta historia. En una conversación con Marc J. Spears, para The Undefeated, de ESPN, Cousins ha asegurado que carecía de ofertas en la agencia libre y que estaba preparado incluso para llevarse un disgusto en este mercado, debido a la falta de interés por estar inmerso en un proceso de recuperación de una lesión tan grave como la sufrida. “No es un comentario para quedar bien en la agencia libre”, habría asegurado Cousins sobre sus inexistentes ofertas

“Había equipos con el espacio salarial suficiente que no querían a Cousins en su vestuario, en su organización.Esto le da a él una oportunidad de probar todas estas cosas en los Warriors”, abundó Adrian Wojnarowski.

Una lesión muy complicada

La razón principal por la que Cousins no hubiera suscitado el interés de casi nadie, al margen de los Warriors, se encuentra en la terrible lesión sufrida en el tendón de Aquiles. Se espera que el interior esté de regreso para diciembre o principios de 2019, alrededor del All-Star, pero hay muchas dudas de cómo regresará y cómo se habrá recuperado. Elton Brand, que sufrió una lesión similar, no aporta optimismo a la causa. Retirado desde 2016, Brand pasó por lo mismo, por una rotura del tendón de Aquiles. Y es tajante. “Nadie se recupera de una rotura del tendón de Aquiles y vuelve al mismo nivel”.

El proceso de reclutamiento de Golden State

Finalmente Boogie eligió los Warriors, que al principio no eran muy optimistas acerca de que la empresa de enrolar al jugador acabara con éxito. Sin embargo, liderado por Draymond Green, el proceso de reclutamiento de DeMarcus Cousins se aceleró este lunes. El pívot mantiene muy buena relación con Kevin Durant y con Bob Myers, pero fue Green el que llevó la voz cantante en una operación que incluyó diversas conversaciones telefónicas con Cousins, incluida una decisiva que mantuvo con Steve Kerr.

Cara ingeniería financiera en Oakland

La continuidad de Kevin Durant bajo un nuevo contrato de cara a la 2018-19 permitió que los Warriors se volvieran a ahorrar dinero. No tanto como sucediera en 2017, pero sí un buen pellizco. Así, los 30 millones para la 2018-19 que suscribió KD hicieron que en Golden State se quedaran con 5,7 millones extra (y un ahorro de 26 millones en lo que al impuesto de lujo concierne), que ha utilizado, vía Mid-Level Exception en ofrecerle a Cousins 5,3 millones por un curso. Ahora, la masa salarial de los Warriors es de casi 140 millones para la 2018-19.

Recordemos que el tope salarial se ha fijado en 101,87 millones para esta 2018-19 y el impuesto de lujo en 123,73 millones. De esta forma, Golden State se sitúa casi 17 millones de dólares por encima del Luxury Tax, lo que le deja una factura de 34,87 millones de dólares en impuesto de lujo. Con 11 jugadores en la plantilla, el gasto de los californianos es ya de 175 millones de dólares entre el citado impuesto de lujo y los salarios. Y faltan piezas, por lo que se proyecta que el gasto total abrace los 200 millones de dólares. Solo para la 2018-19. El precio alto, pero efectivo, de un equipo ganador.

Un quinteto All-Star

La llegada de Cousins puede permitir a los Warriors tener un quinteto inicial con todo All-Star: Stephen Curry, Klay Thompson, Draymond Green, Kevin Durant y DeMarcus Cousins, algo que no se veía desde los años 70 con los Celtics, exactamente en la temporada 1975-76. Pero hay más datos sobre la brutalidad competitiva que pueden alcanzar los Warriors con Cousins. Según EliasSports, el Golden State de la 2018-19 será el primer equipo en la historia con tres jugadores que promediaron más de 25 puntos por partido en la temporada anterior: Curry y Durant, 26,4 puntos y Cousins, 25,2 tantos.