Green le dijo a Durant que ganarían un anillo sin él

Los tratan de que las cosas vuelvan a la calma, después del grave incidente interno que se produjo el pasado lunes, cuando tras la derrota en Los Angeles contra los Clippers, y se enzarzaron en una refriega verbal que terminó con Green sancionado con un partido de suspensión y sustraído el salario de ese duelo ante los Hawks (120.000 dólares) de su nómina. El origen de todo aquello fue una jugada al final del tiempo reglamentario, cuando con empate en el marcador, Durant regañó a Green por la forma en que tuvo de conducir la pelota, que se perdió finalmente, enviando el duelo a la prórroga, donde Golden State cayó derrotado.

La disputa entre ambos fue intensa y en un tono elevado, como se pudo comprobar en la imágenes sobre la pista del Staples Center, en las que KD parece decir “Por eso estoy fuera”, en relación, posiblemente, a su planes futuros de agencia libre. En ese sentido, Green le había culpado de su manera de maniobrar cada verano desde que está en Golden State, ya que Durant siempre ha dejado abierta la puerta a irse, con contratos cortos donde se guarda la posibilidad en cada agencia libre de marcharse. Lo hizo en 2016 con vistas a 2017, lo hizo en 2017 con vistas a 2018 y lo ha hecho en 2018 con vistas a 2019. Durant siempre ha terminado suscribiendo un nuevo acuerdo y permaneciendo a las órdenes de Kerr, pero eso quizá cambie en 2019.

“Podemos ganar un anillo sin ti”

Eso es lo que le habría dicho Green a Durant el lunes, exhortándole a que se marchara de Golden State, que la franquicia no le necesitaba, que podría seguir adelante sin él y ganar anillos. La información la da Chris Haynes, de Yahoo. “Eres una puta y sabes que eres una puta”. Palabras de Green a su compañero de vestuario, según apunta Chris Haynes. Al mismo que llamó justo después del séptimo partido de las Finales de 2016 para que se uniera a los Warriors tras la derrota contra Cleveland. Lo cierto es que de los tres anillos que han ganado en esta etapa gloriosa los Warriors, solo el de 2015 ha sido sin Durant, que lleva un impoluto dos de dos en cuanto a campeonatos con GS se refiere. Y dos premios de MVP de las Finales.

Green asume sus palabras

“No jugamos nuestro mejor partido”, apuntó Green a Anthony Slater, de The Athletic tras la derrota contra Houston. Clara derrota, por otra parte, y cita donde los dos protagonistas de la semana en Golden State volvieron a coincidir sobre la pista, en aparte buena sintonía. “Kevin y yo hemos hablado. Hemos pasado página. No es ningún secreto que soy un jugador emocional, las emociones van conmigo y tengo que vivir con ello, porque funciona”.


Sin embargo, a veces ese ímpetu se desborda y trae malas consecuencias. “Si esas emociones son las que nos han hecho perder, entonces es mi culpa”, comentó Green posteriormente sobre lo sucedido y su influencia en el choque ante Houston.

“Seguimos siendo el mejor equipo de la liga, ganaremos más partidos, un montón de partidos, y conquistaremos otro campeonato y estaremos todos bien”. Green, 0 puntos este jueves y un mal duelo en general, reconoció después que está jugando con una lesión en un dedo del pie, por lo que aunque no lo quisiera, la sanción contra Atlanta le vino bien.

Positivismo necesario en una franquicia que de repente se ha visto sacudida por los problemas de vestuario, un problema común en todos los equipos, pero con diferentes niveles de intensidad. “Estamos tocados física y moralmente”, comentó a los medios tras perder contra los . “Es una temporada larga, muy larga. Estamos lidiando con un tramo difícil, pero conozco a nuestros chicos”.

“No me lo preguntes más”

Quien no quiere hablar de tema ya es Kevin Durant, que pidió a los medios de comunicación que no le hicieran más preguntas sobre el tema con Green. “No me lo preguntes más”, contestó un tenso Durant quien fue el mejor de los suyos en una velada, la del jueves, para olvidar en los Warriors. En general, una semana para olvidar. “A veces se te olvida lo difícil que es ganar un partido de la NBA”. Palabras de Kerr.