Genial Ricky Rubio: triple-doble y victoria ante Milwaukee


El base español logró el séptimo triple-doble de su carrera con 25 puntos, 13 rebotes y 13 asistencias

Phoenix se dio una alegría ante los Bucks. La franquicia de Arizona, muy lejos ya de la octava plaza de la Conferencia Oeste, vivió una de sus mejores noches de la temporada al derrotar al equipo con mejores récord de la NBA por 140-133.

En una noche en la que prácticamente funcionaron todas las piezas de los Suns, Ricky Rubio lideró al equipo con un excelente triple-doble de 25 puntos, 13 rebotes y 13 asistencias, el cual supone el segundo del presente curso y el séptimo de la carrera del base español. Además, se convirtió en el primer jugador de Phoenix capaz de combinar 12 puntos, 12 rebotes y 12 asistencias desde Steve Nash el 30 de marzo de 2005. Cuestionado por este hecho, Rubio fue tan claro como escueto. “Es un honor para mí”.

Respecto al triunfo, este se cimentó en un excelente primera cuarto en el que Devin Booker brilló sobre el resto de jugadores en pista. El escolta firmó 20 de sus 37 puntos con 7 de 8 en tiros de campo, incluyendo un 4 de 4 en triples. Su enorme comienzo de encuentro guió a Phoenix para irse hasta los 47 puntos en los 12 primeros minutos de partido. Tal fue la exhibición de Booker que Mike Budenholzer optó por una defensa box-and-one.

“Es la mayor forma de mostrarme respeto. Desde el comienzo del partido todos mostramos mucha energía y una gran pasión en cada acción. Incluso cuando tomamos una importante ventaja seguimos jugando de la manera correcta. Cuando ellos apretaron, seguimos jugando de la manera correcta”.

Sin Antetokounmpo

Milwaukee hubo de encarar el partido sin Giannis Antetokounmpo. El actual MVP de la NBA se perderá este y el siguiente encuentro, ante Denver Nuggets, aquejado de un esguince leve en su rodilla izquierda. Sin él, Khris Middleton tomó el testigo con 39 puntos mientras que Eric Bledsoe aportó otros 28. De poco sirvió tras un primer cuarto en el que los locales lograron una ventaja de la que nunca se recuperarían los de Wisconsin pese a ganar los tres últimos parciales.

“Fue un primer cuarto muy duro para nosotros. La agresividad de Phoenix a ambos lados de la cancha los colocó en posición de poder jugar con tranquilidad manejando la ventaja. Es difícil ganar tres cuartos y perder un partido de nueve puntos. Fue una desventaja demasiado grande. Ellos hicieron muchas cosas bien”, explica Budenholzer, entrenador jefe de los Bucks.

(Fotografía de Christian Petersen/Getty Images)


EXTRA NBAMANIACS

Nuestro trabajo en nbamaniacs es apoyado por lectores como tú. Conviértete en suscriptor para acceder a beneficios exclusivos: artículos especiales, newsletter, podcast, toda la web sin publicidad y una COMUNIDAD exclusiva en Discord para redactores y suscriptores.