Marc Gasol sirve la quinta victoria seguida de los Grizzlies

Los están hecho de una pasta especial. Si en la temporada pasada se metieron en Playoffs pese a una de las rachas de lesiones más devastadoras vistas en la liga (hasta 28 jugadores, récord absoluto en la NBA, se vistieron con el equipo), en la presente están sobreviviendo a otra situación similar. Con cinco lesionados, incluyendo su base titular Mike Conley, Memphis vivió su quinta victoria consecutiva tras superar en los últimos segundos a los Blazers por 88-86.

De forma especialmente poética, fue el 16º jugador de la plantilla de los Grizzlies, fichado con autorización de la NBA para compensar sus bajas por lesión, el que daría la puntilla al partido. Dos tiros libres del recién llegado Toney Douglas (11 puntos y 3 rebotes desde el banquillo) a décimas del final deshacían el empate para asegurar el triunfo de Memphis. Eso sí, fue de nuevo el motor de su equipo de principio a fin.

De duda a estrella

Pese a ser duda hasta el último momento por molestias en la ingle derecha, Gasol sería el motor de su equipo con 36 puntos (su tercera máxima anotación en la NBA), con un 4/6 en triples, y 9 rebotes en 34 minutos de partido. Su labor fue fundamental para mantener a raya a Portland, que con una mejorada defensa fue por delante durante gran parte del partido.

Terry Stotts retocó su quinteto inicial sacando de inicio a Evan Turner y Meyers Leonard, un cambio que atajó en parte sus serios problemas en la retaguardia. C.J. McCollum (24 puntos) y Damian Lillard (19) llevaron el peso del ataque, pero sin la fluidez necesaria para romper el partido. En los momentos definitivos, fue el gran trabajo de Marc Gasol y Toney Douglas el que acabó forzando la remontada.

Crecidos ante la adversidad

El acierto de Douglas (6 puntos sin fallo) en el último minuto, incluyendo dos visitas perfectas a la línea de tiros libres, sentenciaba para Memphis. Los Blazers no capitalizaban sus acertados ajustes con el triunfo y sufrían su segunda derrota consecutiva, aunque aguantando el último puesto de Playoffs en el Oeste con un balance de 12-12. Los dos próximos partidos, en las canchas de Pacers y Clippers, servirán para cerrar su gira de cinco partidos.

Pero la noticia sigue siendo la capacidad de resistencia de los Grizzlies. Sin sus dos grandes contratos de verano (Mike Conley y Chandler Parsons), ni sólidos jugadores de rotación como Vince Carter, Brandan Wright y James Ennis, Memphis sigue apretando en una clasificación del Oeste que se mantiene aún apretada en los puestos nobles. Sus tres próximos partidos, eso sí, serán de los más duros de la temporada, recibiendo a Golden State y con una poco habitual serie de ida y vuelta entre equipos de diferentes Conferencias ante los campeones Cavs.


EXTRA NBAMANIACS

Suscríbete a nuestra publicación especial y consigue acceso a contenido adicional como artículos y podcast.

NBA sin publicidad, sin amarillismos, sin clickbait, sin palabras clave, sin chorradas. No dejes que un algoritmo te diga lo que debes leer.


Anterior

Isaiah Thomas volverá a ser baja contra Raptors

La conexión europea rompe la mala racha de los 76ers a domicilio

Siguiente